El BOE declara como bien de interés cultural yacimientos arqueológicos extremeños

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Con categoría de zona arqueológica

El BOE declara como bien de interés cultural yacimientos arqueológicos extremeños

Publicado 14/11/2016 10:27:40CET

   MÉRIDA, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado este lunes, día 14, el Decreto 92/2016, de 5 de julio, por el que se declara el yacimiento arqueológico de Villasviejas del Tamuja y las necrópolis de El Mercadillo, El Romazal I y El Romazal II, sitos en los términos municipales de Botija, Plasenzuela y Cáceres, como bien de interés cultural, con categoría de zona arqueológica.

   De este modo, en el entorno de Villasviejas del Tamuja y relacionadas con el yacimiento han sido halladas y excavadas tres necrópolis de cremación, como son El Mercadillo (en el término municipal de Botija), El Romazal I y el Romazal II (en el término municipal de Plasenzuela). Estos espacios funerarios fueron estudiados por el equipo de F. Hernández en la segunda mitad de la década de los 80 del siglo XX.

   En la necrópolis de El Mercadillo se han excavado un total de 46 enterramientos de cremación, siendo el ritual característico la deposición de los restos en una urna junto a algunos elementos de ajuar.

   Asimismo, nueve de estos enterramientos se encontraban protegidos por encachados circulares o cuadrangulares, "lo que es un elemento inédito en las necrópolis de Extremadura y la relaciona con las necrópolis ibéricas andaluzas y de la meseta sur", según la resolución publicada en el BOE y recogida por Europa Press.

   Por otro lado, en la necrópolis de El Romazal I se excavaron varios grupos de tumbas. En ella, las cremaciones se presentan en urnas más pequeñas y sin enganchados de ninguna clase. Además, los enterramientos, en los que son tan abundantes las cerámicas decoradas, también están acompañados de ajuar compuesto, y en las tumbas aparecen ya materiales claramente romanos que confirman una cronología tardía para la necrópolis.

   Por último, en El Romazal II fueron once los enterramientos de cremación documentados. En ellos, las urnas aparecían encajadas en oquedades en el suelo y cubiertas con un plato y acompañadas de ajuar.

   De las necrópolis, la de El Mercadillo es la más antigua, pues se fecha en el siglo IV a.C, mientras que El Romazal II es de una cronología posterior, pues se fecha en el siglo III a.C. y, finalmente, El Romazal I se sitúa a finales de la vida del poblado, es decir, a finales del siglo II, principios del siglo I a.C.

   Las necrópolis excavadas informan de las creencias, organización social e influencias de los pobladores protohistóricos del castro, y evidencian que las influencias célticas de la meseta han penetrado a estas latitudes, revelado por la mayor presencia de armas y el tipo de éstas.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies