El jefe de la Policía Local de Cáceres asegura que el robo de su pistola "no" ha influido en sus "ganas" de trabajar

Benedicto Cacho y Rafael Mateos
EUROPA PRESS
Publicado 21/03/2018 12:24:45CET

CÁCERES, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

El jefe de la Policía Local de Cáceres, Benedicto Cacho, ha indicado que el incidente del robo de su pistola reglamentaria, que desapareció hace casi un mes de su despacho cuando él se encontraba en un viaje de trabajo, no le ha mermado la ilusión por su trabajo y, si cabe, ahora lo hace "con más ganas".

"Si se pretendía algo no lo han logrado, al revés, tengo más ganas de trabajar", ha dicho el inspector en su primera comparecencia pública desde que sucedieron los hechos que está investigando la Policía Nacional.

Cacho, que había tomado posesión de su cargo pocas semanas antes de que se produjera el robo de su arma y de un cargador con munición, ha dicho que "no es agradable" enfrentarse a un hecho así pero "son circunstancias que hay que afrontar como jefe y se afrontan".

"Yo en el momento que pasa le di conocimiento a la Policía Nacional, que está llevando la investigación y, cuando termine, tomarán las medidas penales que tengan que tomar, como no puede ser de otra manera", ha dicho a preguntas de los medios sobre este asunto tras la presentación del dispositivo especial de seguridad para la Semana Santa.

El jefe de los policías locales cacereños dice que "no" ha dejado de trabajar por este asunto. "Sigo haciendo mi trabajo que ahora es mantener la seguridad en Semana Santa, y el trabajo de la Policía Nacional es buscar al responsable o los responsables de esa infracción penal", ha insistido.

A la pregunta de si es necesario mejorar las medidas de seguridad de las dependencias policiales, Cacho ha indicado que "se trabaja en ello". "Yo lo he hablado con la corporación y siempre me ha apoyado en ese sentido y se han intentado mejorar las medidas que ya tenemos", ha concluido.

Por su parte, el concejal de Seguridad Ciudadana, Rafael Mateos, ha insistido en que la investigación está en manos de la Policía Nacional y, por lo tanto, deben ser sus portavoces los que den detalles del asunto. "Estoy convencido de que la investigación va a dar sus frutos", ha sentenciado.