Antón Fraguas, protagonista del Día das Letras Galegas de 2019

Actualizado 07/07/2018 17:18:08 CET

   Antón Fraguas, protagonista del Día das Letras de 2019

La candidatura del historiador y geógrafo se impone con 16 votos frente a los ocho apoyos recibidos por el escritor Ricardo Carvalho Calero

   A CORUÑA, 7 (EUROPA PRESS)

   El historiador y geógrafo Antón Fraguas Fraguas (Loureiro, Cotobade, 1905 - Santiago de Compostela, 1999) ha sido finalmente la personalidad literaria elegida por la Real Academia Galega (RAG) para protagonizar el Día das Letras Galegas de 2019.

   Así lo ha anunciado el presidente de esta institución, Víctor F. Freixanes, en una rueda de prensa celebrada tras la votación realizada este sábado por los miembros del pleno de la institución.

   Con 16 votos a favor, la candidatura de Antón Fraguas se ha impuesto sobre la del escritor Ricardo Carvalho Calero, que ha acumulado ocho apoyos. Según el presidente de la RAG, la decisión ha sido fruto de un "debate vivo y apasionante" entre los defensores de "dos grandes figuras".

   Sobre la candidatura del escritor ferrolano, que era la séptima vez que figuraba entre los finalistas para ser el homenajeado del 17 de mayo, Freixanes ha expresado que la RAG es "consciente" de la "importancia" de Carvalho Calero. "Habrá un momento en el que saldrá (elegido)", ha asegurado.

   Finalmente, Antón Fraguas será el homenajeado, con quien la institución reivindica "la memoria, la cultura y la lengua del pueblo", puesto que, en palabras de Freixanes, fue "una de las personas que más tiempo dedicó a recoger, sistematizar y conocer esta riqueza".

"REFERENTE" DEL GALLEGUISMO

   El académico que encabezó la candidatura ganadora, Francisco Díaz-Fierros, ha erigido al historiador y geógrafo como una "figura del galleguismo", referente "ya no solo por su talante ético de defensa permanente del gallego, sino por su capacidad de transmitir estos sentimientos a todo el mundo".

   Además, ha destacado los más de 300 libros y trabajos que desarrolló Antón Fraguas, una "obra importante y de densidad" en la que mostró un gallego "tan particular, tan auténtico, tan sencillo y tan cariñoso" que "no hubo nadie, quizás, que lo hiciese de esa forma tan personal y directa", ha expresado.

   Y es que Antón Fraguas, según el académico, recuperó "la voz del pueblo": "Llegó en el momento preciso para recoger los pilares de nuestra cultura, nuestro mundo, el mundo campesino que ya estaba desapareciendo".

   BIOGRAFÍA

   Antón Fraguas Fraguas dedicó su vida al estudio de la cultura y del territorio gallego en diferentes ámbitos, con especial atención y maestría a la antropología. Además, con sus trabajos contribuyó a defender el idioma propio como lengua de expresión para cualquier conocimiento, según expresa la RAG.

   Fue historiador, profesor y director y presidente del Museo do Pobo Galego, así como uno de los fundadores de la Sociedade de Lingua y miembro de las Irmandades da Fala y del Seminario de Estudos Galegos, en el que inauguró, bajo la dirección de Otero Pedrayo, los estudios de geografía histórica.

   Entró en contacto con el galleguismo de joven, cuando estudió Bachillerato en Pontevedra, donde comenzó a tener interés por la cultura gallega gracias a docentes como Antón Losada Diéguez, Castelao y Ramón Sobrino Buhigas en el Instituto Xeral Técnico.

   Durante su juventud publicó en la revista 'Nós' y en el periódico galleguista 'A Nosa Terra', y dejó biografías de personajes ilustres como Manuel Murguía y Castelao, además de la que fue su tesis de doctorado: sobre el Colexio de Fonseca de la Universidade de Santiago de Compostela.

   Fue profesor auxiliar de Xeografía e Historia en la USC y en 1933 consiguió la cátedra en el instituto de A Estrada, que le fue arrebatada al comenzar la Guerra Civil, motivo por el cual tuvo que dedicarse a la educación privada en una academia propia, la de Menéndez Pelayo, abierta en 1938 en la calle Algalia de Abaixo en la capital gallega.

   A partir de 1942, una vez revisado su expediente de depuración, compatibilizó la dirección de esta escuela con la docencia en la Facultad de Geografía y Letras de la USC, hasta que en 1950 volvió a ganar la cátedra de la que había sido suspendido, con la que fue docente en el Instituto Masculino de Lugo y en el Femenino Rosalía de Castro de Santiago, donde ejerció hasta su jubilación forzosa en 1975.

   Compaginó la enseñanza con la investigación, en contacto con órganos como el Instituto Padre Sarmiento y la RAG, en la que ingresó en 1956 en el sitio que dejó Castelao. Recibió, entre otros galardones, el Pedrón de Ouro, la Medalla Castelao, el Premio Trasalba y el Premio das Letras e das Artes da Xunta de Galicia.

   Escribió sobre geografía y arqueología, pero en el campo en el que más destacó fue en la cultura espiritual campesina. Las fiestas y romerías populares, las cantigas, las creencias y las costumbres aparecen en sus ensayos. Tal y como afirmó el profesor de Historia Eiras Roel, "no son amenos relatos, sino una manifestación temprana y adelantada para Galicia de lo que hoy se llama historia de las mentalidades".

Contador