Povisa negociará "ajustes" para garantizar su "viabilidad futura"

 

Povisa negociará "ajustes" para garantizar su "viabilidad futura"

Actualizado 16/01/2015 18:26:58 CET

Los trabajadores afirman que les han comunicado un ERE y adelantan que "no van a aceptar ningún despido ni modificaciones de turno"

   VIGO, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

   La dirección del hospital Povisa de Vigo ha asegurado que las negociaciones que ha abierto con sindicatos y el comité de empresa buscan acordar "medidas y ajustes" para afrontar la "situación complicada" generada "a raíz de la bajada importante de pacientes del Sergas, la caída de pacientes privados y la reducción de ingresos que ha supuesto la cápita negociada con la Xunta".

   Según han confirmado a Europa Press fuentes de la empresa, que han evitado concretar si estas medidas podrían implicar el expediente de regulación de empleo avanzado por los trabajadores, el próximo jueves se reunirán con el personal para tratar de llegar a algún acuerdo que permita a la compañía "ganar competitividad", pues, de lo contrario, podrían "entrar en pérdidas" este año.

   No obstante, la presidenta del comité y miembro de la CIG, María Xesús Neira, ha trasladado a Europa Press que este jueves la dirección le entregó un comunicado que dice explícitamente que presentará "ante la autoridad laboral el correspondiente ERE extintivo por causas organizativas, productivas, técnicas y económicas".

   Además, por medio de ese mismo escrito, la empresa también ha comunicado que ha tomado la decisión de "reorganizar y reordenar colectivamente los turnos de trabajo de ciertos colectivos (celadores y auxiliares)", para lo que recurrirá a la modificación sustancial de las condiciones de trabajo.

"UNA SALVAJADA"

   Así las cosas, la portavoz de los trabajadores ha subrayado que es "una salvajada" proponer estos recortes cuando recientemente se firmó un nuevo concierto con el Sergas que "iba a dar estabilidad". "No sé a dónde va a parar el dinero público. Desde luego a profesionales y usuarios no", ha recalcado.

   Neira ha denunciado que lo único que persigue la empresa con estas medidas es conseguir "más beneficios económicos". "Quiere cargarse el convenio de los trabajadores, imponer otro y jugar a ver hasta dónde puede llegar", ha censurado, y ya ha adelantado que los empleados "no van a aceptar ningún despido ni modificaciones de turno".

BENEFICIOS

   La presidenta del comité ha criticado esta decisión por parte de la dirección de Povisa después de que, ha dicho, la empresa registrase 11 millones de beneficios y esté pendiente de un cobro de 19 millones. "No tiene sentido", ha lamentado.

   Sin embargo, fuentes de la empresa han aseverado que "los beneficios no son tal". Así, ha explicado que la empresa consignó --pero aún no cobró-- 12 millones de euros después de que una sentencia reconociese que Povisa atendía "a más gente" de la pactada. "Es un ingreso extraordinario, una cuestión puntual que viene de que se ganó un litigio", ha matizado.

APOYO DE LA AGDSP

   Por su parte, la Asociación Galega para a Defensa da Sanidade Pública ha trasladado su "apoyo y solidaridad" con los trabajadores y los usuarios del centro y ha exigido a la Xunta que haga públicos "de una vez por todas" los pormenores acerca del nuevo concierto e "impida que el proyecto de recorte de personal siga adelante".

   En este mismo sentido, ha criticado que Povisa "amenaza nuevamente" a los empleados a pesar de haber firmado el nuevo convenio que "mejoró sustancialmente su financiación".

   Además, la AGDSP ha recordado que "este centro privado tiene menos personal y menos recursos que los centros sanitarios públicos" y que "condicionó las camas, servicios y recursos previstos para el nuevo hospital de Vigo, reducidos drásticamente para mantener a Povisa como hospital de área".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies