EEUU critica a China por proteger a Birmania de las acciones de Naciones Unidas

Nikki Haley
REUTERS / LUCAS JACKSON - Archivo
Publicado 15/05/2018 3:52:39CET

NACIONES UNIDAS, 15 May. (Reuters/EP) -

Estados Unidos ha criticado este lunes indirectamente a China por proteger a Birmania de una fuerte acción del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas por una ofensiva militar contra musulmanes rohingya que Estados Unidos y otros países han denunciado como limpieza étnica.

La embajadora estadounidense ante la ONU, Nikky Haley, no ha mencionado directamente a China, pero el país propuso enmiendas sustanciales a una declaración del Consejo de Seguridad redactada por los británicos sobre Birmania la semana pasada. El consejo formado por 15 miembros finalmente aceptó una declaración más débil.

El Consejo de Seguridad se ha reunido este lunes para discutir sobre una visita de enviados a Birmania y Bangladesh hace dos semanas.

Los ataques insurgentes de los rohingya contra los puestos de seguridad en el estado birmano de Rajine en agosto del año pasado desató una operación militar que obligó a casi 700.000 rohingya a huir a campamentos en Cox Bazar, en Bangladesh.

"Algunos miembros del consejo nos han impedido tomar medidas por motivos cínicos y egoístas", ha señalado Haley. "Algunos socavaron la unidad del Consejo demostrada durante el viaje con ediciones inútiles que solo debilitaron el mensaje del consejo", ha aseverado.

El embajador de China ante la ONU, Ma Zhaoxu, ha asegurado al Consejo de Seguridad que debe alentar a Birmania y Bangladesh a resolver la crisis bilateral para asegurarse de que no "se prolongue o se vuelva más complicada".

"El Consejo debe seguir alentando a Birmania y Bangladesh a aumentar las consultas y la cooperación para la pronta implementación del acuerdo bilateral", ha añadido.

Birmania y Bangladesh acordaron en enero completar la repatriación voluntaria de los refugiados dentro de dos años, pero las diferencias entre las dos partes permanecen y la implementación del plan ha sido lenta.

Varios diplomáticos han afirmado que Rusia también ha respaldado a Rusia en las discusiones del Consejo sobre Birmania. Por su parte, el embajador adjunto de Rusia ante Naciones Unidas, Dmitry Polyanskiy, ha dicho que la unidad del Consejo sobre el asunto era importante y que esperaba que algunos miembros "no caigan presos de la tentación de usar esta situación para perseguir sus objetivos políticos nacionales estrechos".

Los refugiados que huyen han denunciado asesinatos, violaciones e incendios a gran escala. Birmania niega la limpieza étnica y ha señalado que sus operaciones en Rajine fueron una respuesta legítima a los ataques a las fuerzas de seguridad por los insurgentes rohingya.

"El gobierno de Birmania ha declarado una y otra vez que no se tolerará ninguna violación de los Derechos Humanos", ha manifestado al Consejo el embajador birmano en la ONU, Hau Do Suan. "Las denuncias respaldadas por pruebas se investigarán y se tomarán medidas de conformidad con la ley", ha aseverado.

Estados Unidos y Canadá han impuesto sanciones unilaterales contra un general del Ejército de Birmania por su papel en la represión y la Unión Europea está preparando sanciones individuales.

Haley, que no ha viajado ni a Birmania ni a Bangladesh, ha asegurado que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas tiene "herramientas únicas para alentar a Birmania a tomar medidas reales para resolver esta crisis", aunque no ha ofrecido más detalles.

"Debemos avanzar rápidamente para adoptar una resolución que establezca pasos reales para resolver esta enorme y creciente crisis humanitaria y de Derechos Humanos", ha afirmado Haley.

Contador