Equipos de valoración de dependencia alertan sobre el recorte del 83%

Actualizado 05/12/2011 13:45:11 CET

MÉRIDA, 5 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los equipos de valoración de la dependencia en Extremadura han alertado de que el recorte del 83 por ciento de estos equipos previsto en los Presupuestos Generales de Extremadura (PGEx) para 2012 conllevaría que el desarrollo de la Ley de Promoción de la Autonomía y Atención a las personas en situación de Dependencia fuera "inviable".

Según estos equipos de valoración, si se aprueban estos presupuestos, "519 personas mayores dejarán de ser atendidas" en residencias geriátricas, "1.263 personas con discapacidad dejarán de ser atendidas en centros especializados" y "1.136 menores con problemas de desarrollo dejarán de recibir tratamientos de atención temprana o de rehabilitación".

Al respecto, dichos equipos, en nota de prensa, se han preguntado dónde irán estos mayores, quién atenderá a dichos discapacitados o qué harán las familias de estos menores.

Al mismo tiempo, dicho recorte supondría, en opinión de este colectivo, que "200 personas con deterioro cognitivo dejaran de recibir rehabilitación neurocognitiva" y otras "78 dejaran de recibir atención" en Centros de Día o que "55 personas con trastorno mental grave dejaran de ser atendidas" en centros residenciales especializados.

"Las alarmas saltaron con el recorte de 22 millones a la Universidad. El Servicio Extremeño de Promoción de la Autonomía y Atención a la Dependencia (SEPAD), pierde 21", concluye la nota de prensa.