Las ONG ambientales aseguran que los bajos niveles de los embalses se podrían haber evitado con planificación

Contador
Entrepeñas, Sacedón, embalse, agua, pantano, embalses, pantanos
EUROPA PRESS
Publicado 26/09/2017 17:48:21CET

   MADRID, 26 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Los responsables de agua de Ecologistas en Acción, SEO/BirdLife, Greenpeace y WWF han señalado este martes 26 de septiembre que el Gobierno de España "no asume la sequía como algo normal del clima Mediterráneo", mientras que todos han aludido al sector del regadío, "que necesita más agua de la disponible", y al nivel de lluvias, "que no han sido especialmente escasas", por lo que han coincidido en señalar que los bajos niveles de los embalses, al 39,4 por ciento, se podría haber evitado con otra planificación.

   El responsable de Agua de Ecologistas en Acción, Santiago Martín Barajas, ha señalado a Europa Press que lo que está ocurriendo a día de hoy con los embalses "no es un problema de falta de lluvias, sino de planificación", puesto que, a su juicio, "en este país se han desarrollado más hectáreas de regadío de lo que la capacidad hídrica española puede soportar".

   En este sentido, Martín Barajas ha afirmado que, en última instancia, es un problema de "exceso de consumo, porque según llega el agua a los embalses, se la llevan para regar".

   Según el responsable del Programa de Agua de SEO/BirdLife, Roberto González, ha señalado a Europa Press que "la política actual de agua no está adaptada a la realidad climática del país" y el Gobierno "gestiona un episodio normal como una excepción con medidas que se escapan a la planificación hidrológica".

   "Los embalses de este país están destinados a regar y a producir energía", mientras que la demanda de los cultivos de regadío "no se adaptan a los recursos disponibles" y el "factor de cambio climático no está incluido en la gestión del recurso".

   Para la responsable del programa de agua de WWF España, Eva Hernández, la situación de los embalses españoles "se podría haber evitado con más gestión y planificación", puesto que los datos de precipitaciones "no eran como para llegar a estos niveles", según ha destacado a Europa Press.

   "Es cierto que llueve menos como consecuencia del cambio climático pero es que consumimos más y lo que hay que hacer es planificar para consumir menos", ha continuado Hernández, que ha destacado también la falta de regulación, "como la sobreexplotación de acuíferos y los pozos ilegales".

   En la misma línea, el responsable de la campaña de aguas de Greenpeace España, Julio Barea, ha señalado a Europa Press que "se podría haber evitado esta situación" porque la gestión actual del agua en España es "de locura", mientras que ha señalado que "la sequía no se debe gestionar cuando ya no hay agua, como ahora, sino antes, y en previsión con los impactos del cambio climático".

   "Durante la reunión que mantuvimos con el Gobierno en el marco del Pacto Nacional del Agua nos preguntaron qué dónde hacía falta realizar más obras públicas; pero es que no necesitamos más obra pública, necesitamos racionalizar los recursos", ha continuado, "y dejar de dar el dinero para construcciones a las empresas del Ibex 35".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies