Los españoles son los que menos gastan en la playa con una media de 90 euros al día

Imagen De Un Chiringuito
EUROPA PRESS
Actualizado 21/05/2012 16:22:38 CET

Deporte, chiringuitos y nudismo, entre las aficiones más comunes

MADRID, 21 May. (EUROPA PRESS) -

Los españoles son los turistas que menos gastan en sus vacaciones en la playa con una media de 90 euros al día, frente a los 130 euros que invierten en su ocio playero el resto de turistas mundiales, con una estancia media de 20 días que planifican con menos de un mes de antelación, según el informe 'De Playa en Playa 2012' elaborado por la agencia de viajes 'online' Expedia.

El análisis del comportamiento de las preferencias de bañistas de Europa, América del Norte, América del Sur, Asia y Australia entre más de 8.500 consumidores en 21 países determina que la playa se consolida como el destino preferido por la mayoría de los viajeros en todo el mundo.

En el ranking, los españoles son los que menos gastan en sus vacaciones en la playa, con una media de 90 euros al día. Muy por debajo de los noruegos, que con sus 240 euros diarios, son los europeos más derrochadores, superando la media global (130 euros) de gastos por día en la playa.

Respecto al tiempo destinado en la playa, los viajeros de todo el mundo dedican una media de 7,7 días a disfrutar de sus vacaciones playeras aunque en el caso de los turistas españoles el tiempo se eleva hasta los 20 días. Una cifra alejada del promedio de un fin de semana que dedican los coreanos y japoneses.

Los españoles tampoco invierten mucho tiempo en planificar sus vacaciones playeras y para ello destinan menos de un mes. Por el contrario, los irlandeses o los suecos se lo toman con más calma y llegan a preparar sus vacaciones en la playa con un año de antelación.

Gracias a la cercanía a sus costas, los españoles están dispuestos a destinar un máximo de tres horas hasta llegar a su playa, como los italianos. Sin embargo, los nórdicos tardan un mínimo de 6 horas o hasta un día entero hasta llegar a la playa; y los alemanes y franceses están dispuestos a dedicar hasta nueve o diez horas para llegar a su playa favorita.

IR AL CHIRINGUITO Y TUMBARSE AL SOL

A pesar de que tumbarse al sol es la principal actividad en los cinco continentes (los canadienses son los más propensos a la relajación como premio, mientras que los mexicanos son los más felices en verse bronceados y los japoneses los que más descansan) existen otras actividades populares además de la de no hacer nada.

Practicar ejercicio jugando al voleibol, al fútbol o a las palas son de lo más habitual en todas las playas mundiales, siendo los brasileños los que más ejercitan en la playa.

Para los españoles, visitar los chiringuitos es una de sus principales actividades en terreno playero, en la misma medida que les gusta participar en juegos y concursos. Además el estudio demuestra que el nudismo se está convirtiendo en una práctica en auge para los bañistas españoles.

Respecto a los turistas de otros continentes, a los alemanes les apasiona el nudismo, lo que dista mucho de las costumbres de los ingleses, quienes son más recatados y sólo unos pocos se atreven.

En lo que se refiere a las actividades que realizan en la playa mientras que a los latinoamericanos les encanta bailar, los mexicanos prefieren pasar sus vacaciones tomando el sol y los alemanes participando en concursos playeros.

Los australianos son los turistas que más pescan en la playa durante sus vacaciones mientras que los canadienses son los que más les gusta el 'snorkel'.

Unas costumbres que no son compartidas por los bañistas asiáticos. Así mientras la mayoría de los japoneses no se atreven a meterse al agua a nadar por el miedo a los tiburones, los coreanos se muestran propensos más a comer comida cruda, al contrario de los noruegos que rechazan esta práctica.