Cs tilda el 2018 de "decepcionante" en materia municipal por el "déficit de gestión" del gobierno local de Cádiz

El portavoz de Cs en el Ayuntamiento de Cádiz, Juan Manuel Pérez Dorao
CS - Archivo
Publicado 05/01/2019 10:24:33CET

CÁDIZ, 5 Ene. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Grupo Ciudadanos (Cs) en el Ayuntamiento de Cádiz, Juan Manuel Pérez Dorao, ha calificado como "decepcionante" el balance del 2018 en materia municipal ya que en este pasado año se han producido algunos hechos que han sido "de mucha relevancia" y "que han dejado al descubierto el déficit que tiene el equipo de gobierno --Por Cádiz Sí se Puede y Ganar Cádiz en Común-- en materia de gestión".

En una entrevista concedida a Europa Press, Pérez Dorao ha enumerado aspectos como la sentencia del pasado mes de marzo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en la que se anuló el presupuesto municipal de 2016, que fue prorrogado a 2017, y que dejó al Ayuntamiento y a la ciudad "completamente desarbolados" en materia de gestión, ya que perdió "el instrumento imprescindible para poder gestionarse que es el presupuesto".

"Este hecho nos obligó a retrotraernos al presupuesto de 2014 lo que fue un desbarajuste a nivel de intervención, tesorería, gestión económica, hacienda, una cosa de las que totalmente aún no hemos salido, en suma, un verdadero galimatías jurídico y económico", ha detallado el portavoz de Cs.

Para Pérez Dorao, esta circunstancia se motivó "por un empeño chulesco de una persona totalmente ignorante en materia de gestión como es el concejal de Hacienda, David Navarro, que impuso su criterio de incorporar al presupuesto ingresos que todo el mundo tenía claro que eran ficticios, tanto es así que el Tribunal de Cuentas lo reafirmó posteriormente".

Igualmente, el portavoz de la formación naranja ha apuntado "otra circunstancia que veníamos arrastrando desde antes pero que también se ha recrudecido" como es "la incapacidad" del equipo de gobierno de sacar adelante los pliegos de contratación para poder prestar los servicios públicos como la basura, limpieza, el mantenimiento de parques y jardines que al fin salió tras dos años de ausencia, etcétera.

"En definitiva, si consideramos que el Ayuntamiento es un ente prestador de servicios públicos ya sean obligatorios o potestativos, e incluso de competencias impropias asumidas, la gestión y contratación para la prestación de estos servicios ha sido un verdadero desastre", ha apostillado Pérez Dorao.

Contador