Actualizado 13/09/2012 21:07 CET

El Ayuntamiento aclara que el SARE de La Malagueta no estará activo hasta el lunes

Smassa devolverá el dinero a los conductores que hayan pagado por estacionar antes de la entrada en vigor de la zona regulada

MÁLAGA, 13 Sep. (EUROPA PRESS) -

El concejal de Movilidad del Ayuntamiento de Málaga, Raúl López Maldonado, ha aclarado este jueves que el Sistema de Regulación de Estacionamiento (SARE) de La Malagueta no estará activo, y por tanto no cobrará ni sancionará, hasta el próximo lunes 17 de septiembre.

López ha explicado que, por error, se han colocado prematuramente carteles en los que se daba a entender que la regulación del aparcamiento ya estaba funcionando cuando en realidad será la próxima semana, tal como aseguró el propio edil este pasado miércoles.

Así, ha indicado que el Consistorio de la capital ha estado "en permanente" contacto con los vecinos de La Malagueta para informarles de la puesta en marcha del SARE. Del mismo modo, ha destacado que Smassa devolverá el dinero a los usuarios que hayan pagado por estacionar antes de la entrada en servicio del SARE.

Para ello, basta con que acudan a las oficinas de la empresa municipal de aparcamientos, plaza de la Alcazaba, y presenten el tique. López ha pedido disculpas a los afectados por las molestias ocasionadas.

Respecto a la zona azul de El Perchel, todavía no es posible concretar una fecha de puesta en servicio dado que la instalación no ha concluido, aunque están haciéndose pruebas en algunas de las máquinas ya colocadas.

López ha reiterado que la zona azul "no se implanta para recaudar, sino en respuesta a las peticiones vecinales y para mejorar la movilidad, aumentando la rotación de los vehículos, y la seguridad de los barrios donde se implanta, lugares donde se produce una gran concentración de vehículos". Además, ha recordado que la tarifa de Málaga --35 céntimos por cada 30 minutos-- está "muy por debajo de la media de las principales ciudades españolas --66 céntimos--".

De hecho, ha añadido, Málaga tiene la ratio de plazas de SARE por habitante más baja de municipios de población amplia, por detrás de Madrid, Bilbao, Pamplona, San Sebastián, Barcelona, A Coruña, Vitoria, Zaragoza, Granada, Alicante, Valladolid, Valencia y Sevilla. Concretamente, la ratio malagueña se sitúa entorno a 0,4 plazas de SARE por cada 100 habitantes.