Actualizado 15/05/2007 20:53 CET

Málaga.- Roca dijo al juez que le tocó en 80 ocasiones premios importantes en juegos de azar de los que cobró sólo 15

MÁLAGA, 15 May. (EUROPA PRESS) -

El ex asesor de Urbanismo del Ayuntamiento de Marbella, Juan Antonio Roca, manifestó en una declaración ante el Juez que instruye el caso 'Malaya', Miguel Ángel Torres que, le había tocado algún premio en juegos de azar, bonoloto, quinielas, entre otros, "en aproximadamente 50 ocasiones en los últimos 15 años, y en total 80 veces, y premios importantes de los que cobró en el banco unos 15".

Así, y según se desprende de la parte del sumario no declarada secreta desde ayer por el juez Torres, el imputado aseguró que jamás había comprado ningún boleto premiado, sino que "siempre" los había adquirido antes del sorteo; además, resaltó que compraba estos boletos "no por necesidad, sino que por donde iba los compraba".

En este sentido, explicó que en ocasiones, le ofrecieron boletos previamente premiados, incluso su cuñado Antonio, pero nunca aceptó esas propuestas. De hecho, comentó que cuando cobró los boletos premiados "jamás" lo había hecho a su nombre, de hecho no lo recordaba.

Asimismo, destacó que cobró estos premios por ejemplo a nombre de su hija María en una sola ocasión para que tuviera dinero para sus estudios y gastos; de su hijo también una vez; y de su esposa dos o tres para que tuviera dinero para hacer una ampliación de capital en su sociedad y así amortizar los préstamos hipotecarios que tenía la misma.

También comentó que en alguna ocasión cobró los premios a nombre de sus padres para que "tuvieran dinero" y apuntó que quizá los hubiera cobrado a nombre de otras personas que no recordaba.

Por otro lado, el representante del órgano de control interno y comunicación de la entidad La Caixa, Javier José Paso Luna, imputado también por el caso 'Malaya', aseguró ante el juez en cuanto a las operaciones de la sucursal Los Alcázares donde Roca ingresaba el dinero procedente de las loterías premiadas, que se enteró de esta actividad cuando conoció el informe de auditoría del banco en julio.

Según Paso Luna su criterio, para no comunicar al Sepblac las acciones "sospechosas", fue que era una operación "sobre la que ya estaba conociendo el Juzgado".