Publicado 06/01/2016 13:54CET

Ayuntamiento, Diputación y Junta se reúnen este jueves para abordar el problema del agua en Mogón

JAÉN, 6 Ene. (EUROPA PRESS) -

El diputado de Servicios Municipales, Bartolomé Cruz, se reúne este jueves con el alcalde de Villacarrillo, Francisco Miralles, y la delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, Teresa Vega, para abordar la situación del servicio de abastecimiento de agua potable en la pedanía de Mogón y en las alcaldes de Arroturas y Agrupación de Mogón. La reunión, en concreto, se celebra a las 10,30 horas, según las fuentes consultadas por Europa Press.

De esta forma, se trata de buscar soluciones rápidas para el millar de habitantes que desde el pasado 14 de diciembre llevan abasteciéndose de agua embotellada suministrada por el Ayuntamiento de Villacarrillo desde que la Junta declarara que el agua de la red no era apta para el consumo debido a sus niveles de turbidez.

La Diputación y la Junta de Andalucía llevan desde entonces intentando acelerar todos los trámites para poner en uso las nuevas conducciones de agua para Mogón y así dar una solución definitiva a los problemas con la calidad del agua. Las nuevas conducciones las construyó la Junta en 2009 sin que hasta el momento se hayan puesto en servicio.

El problema es que el Ayuntamiento de Villacarrillo no pertenecía al Consorcio de Aguas de La Loma, algo que ya se ha hecho efectivo el 1 de enero de 2016. A partir de ahora, la Junta deberá traspasar la titularidad de las nuevas conducciones al Consorcio de La Loma y éste podrá ejecutar los últimos ajustes que pondrán punto y final al problema de la calidad del agua en estos núcleos poblaciones.

Las nuevas conducciones llevan el agua a la depuradora de Las Copas y desde aquí hasta Mogón para ya su gestión en baja y su distribución a los municipios. Actualmente, el agua del pantano llega directamente a estos núcleos poblacionales, sin pasar por la depuradora.

Mientras tanto, el Ayuntamiento de Villacarrillo sigue suministrando diariamente agua embotellada a estas tres poblaciones a la espera de que la calidad del agua mejore y la Delegación de Salud levante la prohibición de consumo humano.

Cabe recordar que la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de Jaén dictó el 14 de diciembre una resolución declarando no apta para el consumo humano el agua de Mogón, Arroturas y Agrupación de Mogón.

La decisión se adoptó tras comprobarse que las analíticas realizadas por técnicos del Área Sanitaria Jaén Norte a las aguas que abastecen las poblaciones, están por encima de los niveles exigidos por la actual normativa para considerarla como apta para el consumo, porque supera el valor paramétrico de color y turbidez.

El mal estado del agua coincide con el descenso del agua embalsada en el Aguascebas, actualmente al 50 por ciento de su capacidad, por debajo de la media de los últimos diez años. Este hecho lleva a que cualquier tormenta lleve a que el agua que se suministra sin pasar por la depuradora presente un aspecto de mayor turbidez.

Para leer más