Granada.- Asaja denuncia que Puleva "golpea" a los ganaderos con nuevos recortes en el precio de leche en origen

Actualizado 02/02/2006 18:55:21 CET

GRANADA, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Asaja Granada señaló hoy que el anuncio de Puleva de nuevos recortes del precio de la leche en origen en 0,012 euros/litro durante los próximos meses volverá a "golpear" a los ganaderos granadinos, después de la rebaja del mes de agosto.

El precio por litro de leche que perciben los ganaderos que suministran a Puleva se queda con estas reducciones en 0,268 euros, cifra que está muy por debajo de la media europea (0,292 euros/litro) y española (entre 0,282 y 0,311 euros/litro) percibidas a finales de 2005.

Según denunció en rueda de prensa el secretario general de Asaja Granada, Manuel del Pino, esta decisión de bajar el precio de la leche "la ha tomado unilateralmente la industria láctea española y no responde a ninguna razón objetiva, dado que nuestro mercado mantiene unos consumos estables durante todo el año y en España se produce menos leche de la que se consume", por lo tanto, no hay exceso de producción que marque precios a la baja.

Para Del Pino, con esta decisión se actúa en contra "de los más elementales principios de competencia y libre mercado", por lo que acusó a Puleva de "poner al límite de la subsistencia a las explotaciones que quedan en nuestra provincia para justificar luego su meditada marcha".

Por su parte, Santiago González, técnico-veterinario de esta organización agraria, señaló que los ganaderos no cubren costes de producción (situados en 0,32 euros/litro) y que las ayudas europeas que comenzaron a recibir en la campaña 2004-2005 son "insuficientes" para paliar los bajos precios que les paga la industria por el litro de leche en origen.

A este problema se suma, además, según resaltó, el endeudamiento de los ganaderos por inversiones en mejoras para ser competitivos, la aplicación de la reforma de la OCM del sector que, asimismo, reduce los precios institucionales, y los sobrecostes en la alimentación de los animales durante el pasado año como consecuencia de la sequía.

Por ello, desde Asaja advirtió de que los ganaderos granadinos están dispuestos a defender la rentabilidad de sus explotaciones y no descartan la puesta en marcha de cualquier medida de presión para que Puleva dé marcha atrás y pacte unos precios dignos para su producción.

Hasta ahora los intentos de negociación con la empresa láctea han sido en vano, según señaló Del Pino, quien aseguró que el director general de Puleva, Gregorio Jiménez, se niega al diálogo y ha rehusado mantener una reunión con el sector productor.

Granada es la tercera provincia andaluza, detrás de Córdoba y Sevilla, en producción de leche, con 68.900 toneladas de leche producidas.