Sevilla, Málaga, Córdoba y Almería, las provincias con mayor número de viviendas ocupadas, según un estudio

Bloques de pisos
Europa Press - Archivo
Publicado 16/12/2018 10:43:38CET

SEVILLA, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

Sevilla, Málaga, Córdoba y Almería son las provincias andaluzas con mayor número de viviendas ocupadas, según un estudio del Grupo VPS, multinacional especializada en instalación de sistemas antiocupas, al que ha tenido acceso Europa Press.

Según este estudio, Andalucía ocupa la tercera posición, por detrás de Madrid y Barcelona, con un total estimado de entre 20.000 y 30.000 viviendas ocupadas y unas 40.000 viviendas vacías.

Entre los motivos principales del crecimiento de la ocupación ilegal en España se encuentran la legislación vigente, el parque de viviendas vacías y la crisis económica. De hecho, en 2017 se registraron 10.619 delitos y faltas por ocupación de inmuebles, lo que supone un 5,8 por ciento más que el años anterior.

Este estudio refleja que los datos del Ministerio del Interior rompen la tendencia a la baja conseguida en 2016, cuando el número de ocupaciones descendió a 9.998. En total, al Gobierno le constan 55.049 delitos por ocupación de inmuebles en los últimos seis años.

Para el director general de VPS, Óscar Aragón, las grandes capitales son las zonas "más golosas" para los ocupas, cuyo perfil además ha cambiado. "Nos encontramos cada día con problemas en chalets y urbanizaciones de lujo", ha señalado y ha añadido que "el ocupa ya no es una familia sin recursos, sino que la lacra la forman mafias que proliferan en este negocio de la ocupación ilegal".

Asimismo, el número de denuncias ha descendido por la desconfianza
de los propietarios ante la ley, ya que "los procesos son largos y a veces poco efectivos, por lo que los afectados prefieren pagar en 'B' al ocupa para que se vaya de su casa".

Por su parte, el director comercial y de marketing del Grupo VPS, José Fuster, ha advertido del efecto llamada que puede generar la nueva Ley del Desahucio Exprés, que entró en vigor el pasado mes de julio "sin muchos resultados". De hecho, ha indicado que la nueva norma, que protege a los propietarios, excluye a las personas jurídicas lo que "evita que bancos, cajas de ahorro y fondos buitre puedan acudir a ella".

"Creemos que éste puede ser el resquicio que aprovechen las mafias para ocupar un amplio parque de inmuebles como es el de los pisos de fondos buitre y bancos", ha apuntado y ha añadido que la ocupación ilegal aumentó durante los meses de verano y hay expertos que alertan que volverá a hacerlo durante estas navidades.

"Se dan dos circunstancias: el ocupa que vive todo el año en la playa porque sabe que los propietarios no llegan hasta julio o los que se adelantan a las vacaciones y se instalan", ha recalcado Fuster.

Desde que una vivienda es ocupada hasta que es liberada de nuevo el propietario se enfrenta a unos costes que oscilan entre los 25.000 euros y los 30.000 euros, según el último estudio realizado por VPS. Dichos costes tienen en cuenta el lucro cesante durante el periodo en el que la vivienda está ocupada y los gastos en arreglos que de media tienen que soportar los propietarios una vez que las viviendas han sido desocupadas.

A nivel nacional, más de 100.000 viviendas se encuentran ocupadas en España, si bien esta cifra puede aumentar porque el país sigue siendo "un paraíso" para los ocupas. Por ello, desde el Grupo VPS han señalado que "la solución está en la prevención".

De este modo, ofrecen sistemas antiocupas basados en puertas y ventanas de acero y sin cerradura para inmuebles que rondan los 120 euros al mes y cuya instalación "reduce las posibilidades de que la vivienda sea ocupada por debajo del uno por ciento".