Actualizado 03/12/2020 15:34 CET

La Junta critica el "fraude" con los túneles de la SE-40 y urge a Ábalos a "dar la cara"

Imagen de archivo de la consejera de Fomento
Imagen de archivo de la consejera de Fomento - JUNTA DE ANDALUCÍA

Avisa de reclamaciones "multimillonarias" por parte de las adjudicatarias por una "decisión política"

SEVILLA, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

Ante la decisión del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana de licitar un nuevo estudio informativo para el proyecto del tramo de la autovía metropolitana SE-40 comprendido entre Dos Hermanas y Coria del Río, destinado a salvar el cauce vivo del Guadalquivir, comparando un trazado más largo de los túneles previstos inicialmente con cuatro alternativas de puente, la consejera andaluza de Fomento, la popular Marifrán Carazo, ha avisado de un "fraude" al conjunto del proyecto y a la ciudadanía.

Durante la sesión plenaria que celebra este jueves el Parlamento de Andalucía, el diputado autonómico del PP Juan Bueno ha pedido a la consejera su "opinión" sobre el nuevo capítulo de la "novela" de los túneles planeados para salvar el cauce vivo del Guadalquivir en el tramo de la SE-40 comprendido entre Dos Hermanas y Coria del Río.

Días antes, el secretario general de Infraestructuras del Ministerio de Transporte, Sergio Vázquez; la delegada del Gobierno en Andalucía, Sandra García; y del director general de Carreteras, Javier Herrero, celebraban una rueda de prensa monográfica sobre este asunto.

En dicha comparecencia, groso modo, Herrero admitía los "25 años" de gestiones y trámites que acumula el proyecto de la autovía metropolitana SE-40, que actualmente cuenta con 38 kilómetros en servicio de los más de 77 del trazado planeado, exponiendo que los últimos estudios respecto a los túneles, cuya construcción fue "paralizada en 2012" poco después de haber comenzado las obras, habrían revelado que el grado de "importante impermeabilidad" en principio previsto en el terreno no es tal y "el suelo no se comporta según lo previsto", lo que obliga a una modificación "radical" de las actuaciones.

LA COMPARACIÓN DE HERRERO

En ese contexto, Herrero reiteraba que un proyecto de puente es "infinitamente más fácil" de acometer que uno correspondiente a un túnel, requiere menos tiempo y resulta más económico, asegurando que en términos generales "la solución del túnel" es elegida "cuando no existe otra" opción.

A continuación, anunciaba la decisión de licitar la redacción de un nuevo estudio informativo o "anteproyecto de soluciones" que contemple para el proyecto un nuevo diseño de túneles "más largos", de unos cinco kilómetros en vez de 2,7 para superar la zona de "expansión" del río; así como también "cuatro alternativas" de trazado para un posible puente de una longitud de hasta 6,5 kilómetros, un procedimiento que requerirá una tramitación y trabajo técnico de unos dos años y medio, para después "decidir cuál es la mejor solución", según sus palabras.

En ese sentido, Juan Bueno ha acusado al Gobierno central del PSOE y Unidas Podemos de "trilerismo político" y de "engaño" a la ciudadanía, considerando que el director general de Carreteras ha descartado los túneles inicialmente proyectados para este tramo de la SE-40, cuya ejecución sigue paralizada, después de "20 años de espera" y sólo para encargar un nuevo estudio que induce a pensar que los dirigentes estatales "no tienen ni idea de qué es lo que hay que hacer".

La consejera, en ese sentido, ha considerado que el Gobierno central ha "enterrado definitivamente" el proyecto de los túneles y está "tirando por el sumidero" la inversión de más de 80 millones de euros ya empleada y gastada en tal iniciativa. Es más, ha avisado de que la rescisión de los contratos de los túneles supondrá "reclamaciones multimillonarias" por parte de las sociedades adjudicatarias de los mismos. Según ha augurado, tales reclamaciones superarán incluso los 166 millones de euros.

CARAZO ACUSA AL GOBIERNO DE "FRAUDE"

La decisión adoptada ahora por el Gobierno central, a su entender, supone "un fraude" para el conjunto del proyecto de la SE-40, para la ciudadanía y para la "aspiración de vertebrar" las comunicaciones entre Cádiz, Sevilla y Huelva. Dado el caso, ha exigido al ministro de Transportes, el socialista José Luis Ábalos, que "de la cara", explique personalmente la gestión del proyecto y aclare "el coste de esa decisión política" para las arcas públicas.

Y es que según ha advertido, el actual Gobierno andaluz de PP y Cs ha afrontado con cargo a los fondos autonómicos el pago de unos 240 millones de euros en cumplimiento de "sentencias firmes por la paralización" de obras públicas durante la era de gobierno socialista en Andalucía. "Sánchez está haciendo lo mismo que los gobiernos del PSOE en la crisis de 2008, enterrar los proyectos en ejecución", ha aseverado.