Actualizado 03/12/2020 12:59 CET

Tres detenidos en Sevilla por tiroteos en las Tres Mil Viviendas y dos más por una plantación de marihuana

Imagen de archivo de un despliegue policial en el Polígono Sur
Imagen de archivo de un despliegue policial en el Polígono Sur - María José López - Europa Press - Archivo

SEVILLA, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cinco personas por su presunta participación en dos tiroteos ocurridos el pasado mes de octubre en Las Tres Mil Viviendas, la zona del Polígono Sur de Sevilla más marcada por la marginalidad y la exclusión social, por desavenencias familiares tras una separación matrimonial.

Los hechos se remontan a la madrugada del día 17 de octubre, cuando un hombre fue interceptado en la vía pública por tres familiares de su ex mujer, siendo golpeado y amenazado de muerte. No obstante, logró escapar y refugiarse en su vivienda, tras lo cual a los pocos minutos, sus agresores abrían fuego indiscriminado sobre la fachada del domicilio, alcanzando el interior del salón e impactando algunos proyectiles en el sofá, donde momentos antes se hallaba durmiendo el hijo menor del amenazado, quien afortunadamente fue ubicado por su padre en otro lugar instantes antes de los disparos.

El segundo de los tiroteos aconteció ese mismo día por la noche, cuando los mismos autores en unión de otras diez personas volvieron a disparar contra la fachada de la vivienda, llegando a penetrar los proyectiles en la misma y ocasionado daños materiales. En esta ocasión, se encontraban en el interior del domicilio los padres del amenazado, que tuvieron que esconderse para no ser localizados por los agresores, que huyeron al detectar la inminente llegada de la Policía.

Realizada una inspección ocular por la Brigada Provincial de Policía Científica, los agentes especializados en balística forense localizaron numerosas vainas y proyectiles que tras su estudio confirmaron que en las dos ocasiones fue utilizada la misma arma de fuego.

FUERTE DESPLIEGUE POLICIAL

La investigación realizada por el grupo de Atracos de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Sevilla permitió identificar a las tres personas que participaron en los tiroteos, siendo el pasado día 17 de noviembre cuando se elaboró un dispositivo policial en el que participaron al menos 50 agentes de la Unidad de Intervención Policial y de la Unidad de Prevención y Reacción de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana, practicándose cuatro registros de domicilios simultáneos, donde fueron detenidas cinco personas, tres de ellas responsables de los tiroteos y las restantes por el descubrimiento 'in fraganti' en uno de los domicilios de una plantación de marihuana conectada de manera fraudulenta a la red eléctrica.

En los registros fueron intervenidas dos pistolas de aire comprimido, armas blancas, envoltorios de cocaína preparados para su venta, dinero en efectivo, así como 69 plantas de marihuana.

Aunque los arrestados pertenecen a un conocido clan familiar asentado en Sevilla, al que la Policía relaciona con la actividad del tráfico de estupefacientes y es habitual que la utilicen armas de fuego para resolver ajustes de cuentas o defenderse ante posibles "vuelcos", en esta ocasión el móvil de los hechos investigados tiene su origen en rencillas o venganzas familiares.

Los detenidos, a los que les constan antecedentes por hechos graves, fueron puestos a disposición judicial por los presuntos delitos de asesinato en grado de tentativa, lesiones, tenencia ilícita de armas, amenazas graves con arma de fuego, tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico, decretando la autoridad judicial el ingreso en prisión para las tres personas implicadas en el tiroteo y libertad con fianza para los responsables de la plantación "Indoor" de marihuana

Para leer más