El gobierno local de Sevilla dice que "seguirá trabajando por los derechos laborales" de trabajadores municipales

Publicado 04/11/2018 14:19:17CET

SEVILLA, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Delegación de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Sevilla ha querido expresar este domingo, en un mensaje dirigido a los trabajadores municipales, su "firme compromiso con el empleo público, los derechos laborales y la mejor prestación de los servicios a la ciudadanía desde lo público", por los que "seguirá trabajando", "con independencia de la decisión de cuatro secciones sindicales de rechazar cualquier acuerdo, romper la negociación y mantener la convocatoria de huelga" prevista para este lunes.

Así lo subraya el gobierno local de Juan Espadas (PSOE) en un comunicado en la víspera de que las secciones sindicales de CCOO, CSIF, UGT y SEM en el Ayuntamiento de Sevilla hayan convocado para este lunes una jornada de huelga en todos los servicios municipales.

El gobierno dice que "se esforzará por el restablecimiento de una relación de confianza con estas secciones sindicales convocantes", y defiende que "en los últimos meses se han realizado todos los avances permitidos por la normativa estatal a través de la Ley General de Presupuestos Generales del Estado de acuerdo con los planteamientos expresados por las secciones sindicales y las prioridades establecidas sobre el acuerdo suscrito en el año 2016".

Así, indica que "una de las prioridades fijadas desde entonces fue la recuperación de la jornada de 35 horas eliminada por parte del Gobierno central durante la presidencia de Mariano Rajoy", de forma que "la Junta de Gobierno Local aprobó el pasado 30 de octubre la recuperación de forma inmediata, desde el 1 de noviembre, de este modelo de trabajo en todos los servicios, organismos autónomos y empresas".

"Se trata de uno de los primeros ayuntamientos en dar ese paso" para el que era "imprescindible contar con una situación de estabilidad económica, saneamiento en cuanto a la deuda y cumplimiento de la regla de gasto", resaltan desde el gobierno municipal, que además subraya que, "dado el cumplimiento de estos objetivos económicos, se ha aplicado ya un aumento de las retribuciones a todo el personal de un 1,75 por ciento, quedando sólo pendiente de aplicar un 0,3 por ciento adicional hasta llegar al 2,05 por ciento, el máximo que permite la normativa estatal".

Asimismo, "y tal y como permite la Ley General de Presupuestos Generales del Estado, por unanimidad se ha acordado que desde finales de octubre todos los trabajadores del Ayuntamiento que estén en situación de baja por incapacidad temporal mantengan el 100 por cien de sus retribuciones", subrayan desde el gobierno local.

En relación con la conciliación familiar, "se han incrementado los permisos por paternidad hasta las cinco semanas y se ha puesto en marcha un nuevo acuerdo de permisos y licencias aplicables al personal municipal que supone medidas para favorecer la conciliación familiar tales como una reducción de una hora diaria por lactancia o cuidado de cada hijo o hija, flexibilidad horaria para personas que tengan a cargo menores de doce años o personas mayores que requieran especial dedicación".

Además, "se regulan los permisos para acompañar a familiares a pruebas médicas o ante situaciones de enfermedades graves", así como "establece un permiso retribuido para las empleadas en estado de gestación desde la semana 37 de embarazo".

En relación con las contrataciones, el gobierno "ha trasladado en repetidas ocasiones a las secciones sindicales las limitaciones legales existentes por la aplicación de la tasa de reposición cero y la imposibilidad de que se experimenten incrementos en los gastos de personal, así como las dificultades de tramitación y aprobación que han tenido todos los planes extraordinarios de contratación que se han puesto en marcha y la existencia de casos --como el zoosanitario-- en los que han sido rechazados por la Intervención General".

Por este motivo, se han realizado --continúa el gobierno local-- "todas las contrataciones dentro de la normativa vigente, en el último caso, el programa de 135 contratos acordado en mesa de negociación en octubre y que requiere un proceso complejo que está en marcha y ya se han iniciado las primeras incorporaciones".

En relación con los Servicios Sociales, "se ha acordado la primera modificación de relación de puestos de trabajo (RPT) para incorporar puestos al área y se está tramitando un nuevo plan de choque que entre dentro de los límites fijado por la Intervención General".

DECÁLOGO DE PUNTOS PARA UNA PROPUESTA DE ACUERDO

En este contexto, y "con la finalidad de continuar con su política de acuerdo con las centrales sindicales", el gobierno de la ciudad puso el pasado viernes encima de la mesa de negociación una nueva propuesta de acuerdo para seguir avanzando con diez puntos.

En concreto, entre dichos puntos figuraban la "consolidación de las plazas de auxiliar administrativo y a la promoción del personal laboral", el "compromiso de resolver la adjudicación de plazas para servicios adaptados", la "convocatoria de la provisión de Puestos de Trabajo de Administración Especial", un "plan de choque de los servicios sociales antes del 15 de noviembre" y la "contratación del menor número de personas a través del Servicio Andaluz de Empleo, primando para ello las bolsas de trabajo ya constituidas o las bolsas que se constituirían para cada categoría específica, de acuerdo con lo que se negociara con las secciones sindicales".

También, "constituir una mesa por el empleo, con los representantes legales de los trabajadores", un "plan de productividad para el personal del cementerio", así como que "antes de la contratación externa de cualquier servicio realizado por personal municipal se informaría previamente a las secciones sindicales, con independencia del Área que tramitara esta contratación", una "resolución del concurso de traslado" y la "negociación de los calendarios laborales de las diferentes áreas".

Desde el gobierno municipal manifiestan que "todas estas propuestas fueron rechazadas sin que encima de la mesa las secciones sindicales plantearan alguna medida o iniciativa concreta que permitiera la posibilidad de acuerdo y que hubiera podido ser estudiada y evaluada por parte de la Dirección de Recursos Humanos".

En cualquier caso, el gobierno de la ciudad insiste para concluir en que "seguirá tomando todas las medidas dentro del marco legal vigente para mejorar las condiciones laborales de la plantilla, realizar el máximo de contrataciones y cobertura de vacantes posibles y mejorar la prestación de los servicios públicos a la espera de que los esfuerzos por retomar un clima de confianza con las secciones sindicales den resultado".