Actualizado 04/12/2014 15:07 CET

Un 'testaferro' dice que entregó un sobre con dinero a Lanzas en presencia de Monteseirín

SEVILLA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El 'testaferro' de los ERE Juan Francisco Algarín Lamela ha declarado este jueves como imputado ante la juez Mercedes Alaya, que investiga presuntos delitos societarios en Mercasevilla, y ha asegurado que, en una ocasión, entregó un sobre con dinero al 'conseguidor' de los ERE y exsindicalista de UGT-A Juan Lanzas en presencia del exalcalde de Sevilla Alfredo Sánchez Monteseirín.

Según el acta de su declaración, a la que ha tenido acceso Europa Press, el imputado ha indicado, a preguntas de la abogada de Mercasevilla, que "una vez llevó un sobre" al hotel Vértice de Sevilla donde el exdirectivo de la lonja Daniel Ponce estaba reunido con Sánchez Monteseirín y, una vez allí, "le dio" al 'conseguidor' de los ERE Juan Lanzas un sobre con dinero, señalando que en esa reunión había "seis o siete" personas más.

Asimismo, ha afirmado que Ponce "siempre estaba" con Lanzas porque "eran personas que se conocían y amigos, y Lanzas siempre estaba allí en la primera planta en Mercasevilla", punto en el que ha añadido que "desconoce por qué Mercasevilla le pagaba a Lanzas, pues él le daba el dinero a Daniel Ponce de Mercasevilla, aunque otras veces se lo daba a Lanzas", como por ejemplo en el caso de Primayor.

El 'testaferro' ha vuelto a asegurar, tal y como declaró ante la Guardia Civil a raíz de su imputación en el caso ERE, que Lanzas "le decía, cuando sabía que había habido una transferencia, que recogiera el dinero y lo llevara a la Consejería de Empleo o al bar 'Parlamento' en la Macarena, o a la cafetería 'Ochoa'", y que "en estos casos le dejaba a Lanzas el dinero personalmente".

"SOBRES" CON DINERO "ENCIMA DE UNA MESA" DE LA CONSEJERÍA DE EMPLEO

Al hilo, ha precisado que, "además de estos dos destinatarios del dinero --Lanzas y Ponce--, había otros destinatarios, pues por ejemplo en República Argentina --Consejería de Empleo-- en la segunda o tercera planta, ha dejado en dos ocasiones sobres encima de una mesa, en una cesta verde, ignorando quién recogía esos sobres", mientras que "otras veces dejó dinero en el Hotel Inglaterra y los recogía un señor con traje y corbata" y que, en este caso, "era para pagar la factura de Primayor".

Algarín ha declarado ante la juez imputado por delitos de malversación y falsedad documental, pues la instructora considera que "participaría en la expedición de varias facturas falsas" entre febrero y octubre de 2004 por un importe de 237.138,92 euros, a lo que se suma que en 2005 emitió otra factura por 89.468,11 euros, IVA incluido, añadiendo que estas facturas "no responden a ventas o servicios prestados realmente, propiciando de esta forma el trasvase de fondos de Mercasevilla al círculo" de Lanzas, siendo Algarín "el testaferro de éste último".

La magistrada considera que el concepto de las facturas emitidas en 2004 "fue productos químicos para la aplicación de soluciones técnicas en pavimentos industriales, materiales para obra nueva, revestimiento de fachadas e impermeabilización de cubiertas, no registrándose por Mercasevilla como gastos del ejercicio, sino que todas ellas se registraron" en una cuenta "denominada 'Construcciones Pescados', como mayor importe de las obras de mejora realizadas en el mercado de Pescado".

De su lado, en el año 2005 "la única factura emitida" por el imputado "fue la factura número 1 de fecha 17 de enero de 2005 y fue contabilizada por Mercasevilla primero en la Cuenta de Activos denominada 'Construcciones Multiuso' y posteriormente traspasada al final del ejercicio a la Cuenta de Gastos denominada 'Edificios Multiusos', siendo también el concepto de dicha factura revestimientos de pinturas en pavimentos y fachadas, siendo dicho importe satisfecho por Mercasevilla en dos pagos de 44.734,05 euros cada uno".

En su declaración, el 'testaferro' ha asegurado que los hechos "no son ciertos" pues "nunca ha hecho facturas", y aunque "es cierto que las facturas eran falsas, las confeccionaría Lanzas", señalando que "supone" que era Lanzas "porque le preguntaba por el nombre de los artículos y las tarifas", y que el exsindicalista "le dijo que no podía aparecer en ningún sitio porque tenía un cargo en UGT".

LANZAS "NUNCA LE DIJO QUE LAS FACTURAS IBAN A SER FALSAS"

De este modo, Juan Lanzas "le dijo que le pagaría una comisión a cambio de figurar" el propio Algarín Lamela en las facturas, "que irían a nombre de Mercasevilla, al igual que fueron a nombre de Primayor y otras entidades", aunque Lanzas "nunca le dijo que las facturas iban a ser falsas". No obstante, como el 'testaferro' "declaró en Hacienda tales facturas, Lanzas dejó de hablarle", ha declarado.

Algarín ha aseverado que "nunca realizó ninguna labor de pintura, de aplicar soluciones técnicas en pavimentos, ni de obra nueva o reparación en el Mercado de Pescado de Mercasevilla", ya que "no ha hecho ningún trabajo" en la lonja.

En su declaración, el imputado ha asegurado que Lanzas "le daba un sobre e igual que llevaba dinero podría llevar facturas, aunque no sabe si son falsas o no", y ha reconocido que le firmó al cuñado de Lanzas, Ismael Sierra, unos papeles "en el capó de su coche", en la puerta del hotel Los Lebreros, para abrir una cuenta en Jaén.

"NUNCA COBRÓ COMISIÓN"

Asimismo, el 'testaferro' ha dicho, en relación a seis facturas de Mercasevilla que estaban a su nombre, que "firmó folios en blanco, que no ha visto ninguna factura" y que "nunca cobró comisión".

Según ha declarado, a Lanzas lo conoció "en el año noventa y tantos", cuando "estuvo a punto de tener relaciones comerciales con Lanzas en temas de aceite de oliva", y que "le pidió tres o cuatro garrafas y le mandó un tráiler lleno de ellas, y por eso dice que le debe un millón de pesetas".

Además de Algarín, este jueves ha comparecido ante la instructora el cuñado de Lanzas, Ismael Sierra, quien se ha acogido a su derecho constitucional a no declarar, mientras que Lanzas no ha acudido a declarar al no haber recibido la notificación de la citación.

La juez imputa a Juan Lanzas y a su cuñado, éste último como administrador único de Maginae Solutions, por dos facturas y un traspaso a cuenta "del que no existe factura", emitidas por esta sociedad por importe total de 190.048,20 euros "por supuestos servicios que se dicen prestados" por dicha entidad a Mercasevilla, "pero que no son reales pues como se infiere en el referido informe de 30 de octubre de 2013 en ningún caso pudieron ser prestados tales servicios por aquella sociedad".

Para leer más

Lo más leído

  1. 1

    Primeras palabras de Fabiola Martínez tras su separación de Bertín Osborne

  2. 2

    'Adú', favorita para los Premios Goya con 14 nominaciones

  3. 3

    La reacción de Makoke a las duras acusaciones de Kiko Matamoros

  4. 4

    Bertín Osborne y Fabiola rompen su relación sentimental

  5. 5

    Madrid ordena no volver a contratar en el mismo centro a ningún profesional que rechace trabajar en el Zendal