El Patronato de Turismo promociona Granada en Tokio para recuperar la demanda japonesa

Actividad promocional de Granada en Jata 2017
DIPUTACIÓN/ARCHIVO
Publicado 17/09/2018 14:36:36CET

GRANADA, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Patronato Provincial de Turismo promocionará los atractivos de Granada en la feria organizada por la Japan Association of Travel Agents (JATA), el mercado turístico más importante de Asia, que se celebra en Tokio del 20 al 23 de septiembre.

El organismo autónomo de la Diputación lleva 25 años participando en este evento, "una constancia que ha contribuido a un mejor conocimiento" de la provincia en Japón y a que Granada "siga siendo uno de los destinos preferidos en Europa por el exigente turista nipón, que, en sus viajes, opta por visitar, sobre todo, destinos con un gran patrimonio cultural y monumental".

En una nota de prensa, el vicepresidente del Patronato, Enrique Medina, ha explicado que "Japón continúa siendo el sexto emisor extranjero de turistas a la provincia de Granada, sólo superado por Francia, Estados Unidos, Alemania, Reino Unido e Italia".

Un total de 67.414 japoneses se alojaron el año pasado en hoteles de la provincia. Sin embargo, su número ha descendido de forma considerable en los últimos ejercicios, debido a que es un mercado muy sensible a factores externos, como crisis económicas, debilidad del yen respecto al euro y problemas de inseguridad.

Medina ha recordado que "el viajero japonés suele venir a Granada en grupo y visitar la ciudad como parte de un circuito de turismo cultual, pero cada vez aumenta más el porcentaje de turistas individuales que buscan una oferta diferente".

En este sentido, el diputado ha destacado que se "consolida una tendencia de turismo eminentemente femenino, con mujeres japonesas viajando de forma individual o pequeños grupos, que demanda fundamentalmente turismo monumental, actividades culturales, gastronomía y compras".

Para adaptarse a esta demanda, el objetivo que se viene marcando el Patronato en su asistencia a la feria es vender en el mercado asiático experiencias complementarias o alternativas a la Alhambra.

"El monumento nazarí debe ser nuestro gancho para poder ofrecerles los productos y recursos del resto de la provincia, tanto monumentales como gastronómicos, culturales y de turismo rural", ha considerado Medina.

Precisamente, el turismo de interior es cada vez más demandado por el turista nipón en su visita a Granada. Al éxito consolidado de Montefrío se une la curiosidad que cada vez más despiertan la zona norte de la provincia, con los hoteles en cueva, y la Alpujarra.

Prueba de ello es que este año, por primera vez, la prestigiosa cadena de televisión pública japonesa NHK emitió el pasado 27 de febrero un capítulo de su programa 'Ippon no michi' ('Un camino') dedicado al tramo del sendero de gran recorrido GR-7 que discurre por la Alpujarra granadina. La audiencia estimada de ambas emisiones supera el millón de espectadores.

La delegación técnica del Patronato desplazada hasta JATA establecerá contactos esta semana con las principales agencias mayoristas de viajes de Japón para que incluyan Granada entre los destinos que ofrecen a sus clientes. Y también para que las que ya ofertan nuestra provincia aumenten los días de estancia y diversifiquen las visitas y actividades en las comarcas.

Enrique Medina ha asegurado que el turismo japonés es estratégico para Granada "ya que, proporcionalmente, deja más dinero que visitantes de otras nacionalidades". Según Turespaña, su presupuesto medio diario es de 275 euros. Además, "el japonés es un turista de calidad que visita museos y monumentos, prueba la cocina española, se aloja en buenos hoteles y tiene un poder adquisitivo alto que le permite realizar compras cuantiosas".

La mayoría de los casi 375.000 turistas japoneses que anualmente visitan España lo hacen dentro de un viaje organizado que suele incluir, además de Granada, ciudades como Madrid, Barcelona, Toledo y Sevilla. Rara vez solicitan zonas de playa, y otro aspecto muy favorable del japonés es que elige para viajar el otoño y el invierno, temporada baja en España, lo que supone "una gran ayuda para combatir la estacionalidad".