La confianza empresarial retrocede pero se mantiene en niveles máximos, según Fundación Basilio Paraíso e Ibercaja

Publicado 25/02/2019 11:09:33CET

ZARAGOZA, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Indicador de Confianza Empresarial (ICE) de la Fundación Basilio Paraíso e Ibercaja en Aragón del cuarto trimestre de 2018 mantiene la tendencia decreciente registrada a lo largo del año y se sitúa en un valor de 13,6,frente al 14,1, 14,9 y 15,5 registrados en trimestres anteriores. A pesar de ello, estas cifras continúan en niveles máximos, ratificándola confianza del empresariado en la buena marcha de la economía, pero influenciadas por un incremento de la incertidumbre sobre el futuro.

Por ello, tanto el indicador de expectativas como el de situación descienden tres décimas pasando del 13,2 al 12,9, en el primer caso, y del 15,1al 14,8, en el segundo. Las causas de este descenso miran al panorama internacional, con la guerra comercial, el populismo y el Brexit como principales riesgos detectados. Con todo, tal y como destacan también otros indicadores, Aragón es la región donde los empresarios mantienen su optimismo respecto a la evolución de la economía.

La confianza de las empresas de la industria y la construcción se sitúa en un valor de 13,6 retrocediendo así algo más de un punto respecto al trimestre anterior, cuando la cifra fue 14,7. A pesar de los buenos datos que registran las exportaciones, las incertidumbres arancelarias y la cuestión del Brexit pueden explicar este resultado.

En el caso del sector terciario, la confianza de los empresarios del comercio y los servicios repunta hasta el 13,8, la cifra anterior fue 12,2, siendo la primera vez desde 2017 en que supera a la de la industria. El buen ritmo de crecimiento económico y el aumento del consumo interno permiten explicar este dato.

IMPORTANCIA DEL CAPITAL HUMANO

La debilidad de la demanda (40,9 por ciento), el aumento de la competencia (18,8 por ciento) y la escasez de mano de obra cualificada (12,9 por ciento) son los factores que impiden el incremento de la facturación de las empresas aragonesas. Estos datos indican que se ha diluido la importancia del capital humano como freno al crecimiento de las empresas, que en las últimas oleadas era citado por casi el 20 por ciento de los encuestados.

Las ventas son de nuevo el indicador del ICE que logra un mejor comportamiento, por encima de la inversión (28,9 por ciento) y del empleo (27,4 por ciento), ya que casi el 48 por ciento de las empresas de Aragón ha mejorado la facturación en comparación con el trimestre anterior.

El Indicador de Confianza Empresarial, que elabora la Fundación Basilio Paraíso de la Cámara de Comercio, Industria y Servicios de Zaragoza en colaboración con Ibercaja, recoge la situación de las empresas aragonesas en el cuarto trimestre de 2018 (octubre-diciembre) y sus expectativas para el primero de 2019 (enero-marzo). Su metodología se basa en entrevistas a empresas, que exponen su visión de la coyuntura sintetizada en siete variables: facturación, empleo, inversión, precios de venta, exportaciones, morosidad y endeudamiento.

Para leer más