Publicado 27/01/2022 12:19

"Mientras hay vida hay esperanza", dice Barbón, que reivindica la reforma para ser "una autonomía de primera"

Adrián Barbón.
Adrián Barbón. - PRENSA PRINCIPADO.

OVIEDO, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Principado, el socialista Adrián Barbón, ha afirmado sobre las negociaciones para la reforma del Estatuto y la oficialidad que "mientras hay vida, hay esperanza". Además, ha insistido que con este proceso la intención del Ejecutivo es situar a Asturias como "una autonomía de primera".

En unas declaraciones realizadas a los medios en Langreo, el presidente se ha posicionado sobre que esta lunes la reforma quedara paralizada ante la falta de acuerdo por la exigencia de Foro Asturias de vincular el proceso estatutario a una reforma fiscal, una opción rechazada por la izquierda parlamentaria.

La reforma del Estatuto necesita de una mayoría reforzada de 3/5 de la Junta General, lo que supone 27 de los 45 escaños de la Junta General. Los diputados de PSOE, Podemos y IU suman 26, por lo que resulta necesario el voto del portavoz de Foro, Adrián Pumares, para alcanzar la mayoría necesaria.

En ese sentido, Barbón ha recordado que por el momento hay 26 votos ya que "el 27" --en referencia a Pumares-- puso sus condiciones y "parece que no se avanza en esa negociación". Así, ha afirmado que la izquierda ha aceptado la propuesta de Foro de que la futura ley de normalización dependa de los 3/5 del Parlamento para salir adelante.

Sin embargo, sobre las exigencias fiscales, ha indicado que tanto el PSOE como el Gobierno regional han insistido que están dispuestos "a todo" pero siempre y cuando sea fruto "del acuerdo de los cuatro partidos que quieren la oficialidad".

"Mientras hay vida, hay esperanza", ha explicado Barbón sobre la posibilidad de sacar adelante la reforma del Estatuto y la oficialidad del asturiano y el gallego-asturiano. Así, ha afirmado que renunciar a este marco legal para las lenguas propias para poder aprobar el Estatuto "sería faltar a nuestro programa".

"Lo único que tengo es la palabra, si el día de mañana fallo a la palabra que dimos a los ciudadanos entonces mal vamos, lo que sí lamento profundamente es que al final, de esta frustración, quien sale ganando de esto es la ultraderecha", ha explicado.

Barbón ha recordado que el PP "bloqueó" el anterior proceso de reforma en 2008 y que ahora ha actuado igual "pero a remolque de la ultraderecha". "Me preocupa, hay muchos votantes del PP moderados que no entienden que Asturias no sea una autonomía de primera, que es lo que reivindica el Gobierno y que la reforma que no se hizo en el 2008 se pueda hacer ahora", ha indicado.

Más información