20 de febrero de 2020
 

Tan solo un 25 por ciento del alumnado de la Escuela Politécnica de Ingeniería son mujeres

Publicado 14/02/2020 11:22:38CET
Inauguración de la Jornada por el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, en el Aula Magna de la Escuela Politécnica de Gijón
Inauguración de la Jornada por el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, en el Aula Magna de la Escuela Politécnica de Gijón - EUROPA PRESS

La presión social y el rol del trabajo de cuidados, causas de que menos chicas estudien ingeniería, según el rector

GIJÓN, 14 Feb. (EUROPA PRESS) -

El decano de la Escuela Politécnica de Ingeniería de Gijón, Juan Carlos Campo, ha señalado este viernes que tan solo un 25 por ciento del alumnado son mujeres, aunque es una cifra variable según especialidades.

En este sentido, ha incidido en que la que menos chicas tiene es la especialidad de Informática, mientras que la que más es Química Industrial.

Así lo ha indicado antes de la inauguración de la Jornada por el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, en el Aula Magna de la Escuela Politécnica de Gijón, a la que han asistido, entre otros, el rector de la Universidad de Oviedo, Santiago García, y la alcaldesa gijonesa, Ana González.

El rector, por su lado, ha indicado que las mujeres van entrando "poco a poco", pero todavía hay mucho que hacer. Dicho esto, ha recalcado que la Universidad española tiene en su alumnado un 56 por ciento de mujeres y un 44 por ciento de hombres, lo que significaría, a su parecer, que en unos años habrá más mujeres en cargos superiores, ya que actualmente hay pocas mujeres en puestos de responsabilidad, como catedráticas o rectoras.

PRESIÓN SOCIAL

Sobre las posibles causas a que haya menos chicas que se animen a estudiar una ingeniería, ha opinado que la presión social es "muy fuerte", aunque va aflojando, a su parecer, gracias, en parte, a actos como el de este día y a programas STEM en edades más tempranas, de los que espera que se vean sus frutos.

Aún así, ha indicado que sigue habiendo una presión para que las mujeres vayan a unas profesiones y no a otras, además de que aún pesa el rol de estas, con relación a la tradición de muchos años de los cuidados que cuesta romper.

Aún así, se ha mostrado confiado en que se va a romper y se hará en pocos años, especialmente a medida que más mujeres se vayan incorporando a este ámbito y ostenten puestos de responsabilidad.

Como ejemplo, está el de la ingeniera Ana Pérez Otero quien, en declaraciones a los medios de comunicación, ha contado cómo fundó una empresa en el campo de la domótica para hacer llegar a todos un producto que, por aquel entonces, era considerado de lujo.

Pérez Otero ha animado a las jóvenes a que estudien una ingeniería ya que, según ella, tiene muchas opciones y muchas salidas, te deja trabajar en muchísimos campos "y puedes encontrar tu hueco mucho mejor que en otras profesiones", ha destacado.

Contador