Publicado 24/01/2021 14:51CET

Una cuarta parte de los contagios que se detectan en Cantabria corresponden a la cepa británica

El director general de Salud Pública, Reinhard Wallmann, en una rueda de prensa para informar sobre la evolución epidemiológica del COVID-19 en Cantabria
El director general de Salud Pública, Reinhard Wallmann, en una rueda de prensa para informar sobre la evolución epidemiológica del COVID-19 en Cantabria - Juan Manuel Serrano Arce - Europa Press

La tendencia del virus es "creciente" en Cantabria y se espera que aumente el número de casos esta próxima semana

SANTANDER, 24 Ene. (EUROPA PRESS) -

Una cuarta parte de los contagios de coronavirus que se están registrando en Cantabria corresponden ya a la cepa británica, que sigue avanzando en la región y ha pasado en las últimas tres semanas de suponer el 14% de los casos a casi el 25%.

Así lo ha indicado este domingo en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press el director general de Salud Pública, Reinhard Wallmann, que ha advertido que la tendencia de la pandemia en Cantabria es "creciente".

La región tiene actualmente una incidencia acumulada a los 14 días de 400 casos por cada 100.000 habitantes, además de que la ocupación hospitalaria es "alta", especialmente en los hospitales de Valdecilla y Laredo, ha destacado Wallmann.

En concreto, a día de hoy la ocupación por pacientes Covid del conjunto de hospitales cántabros es del 13,7%, y la de la UCI se encuentra en el 30,3%. Con estos datos, Cantabria se encuentra en el máximo nivel de alerta, el 4.

Además, "teniendo en cuenta la tendencia actual, es de esperar que en los próximos siete días siga incrementando el número de casos", ha avanzado el director general de Salud Pública.

Tal y como anunciaron el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, y el propio Wallmann en rueda de prensa esta semana, si la incidencia llega a los 500 casos y la ocupación de la UCI supera el 40%, se aplicará un nuevo paquete de restricciones frente al virus.

Algunas de ellas la limitación del número de personas en las reuniones, nuevas medidas en la hostelería y el comercio o el cierre de algunos municipios de más de 5.000 habitantes, entre otras.

Para leer más