Actualizado 23/09/2019 13:33 CET

Caen un 8,3% las ventas de la industria en julio

VALLADOLID, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

La cifra de negocios de la industria en Castilla y León descendió un 8,3 por ciento el pasado mes de julio respecto al mismo mes de 2018, frente a un 2,9 por ciento en positivo en España, mientras que las entradas de pedidos del sector cayeron un 5,8 por ciento, cuando en el resto del país aumentaron un 3,0 por ciento, según los datos difundidos este lunes por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y recogidos por Europa Press.

Se trata en ambos casos de los peores datos en la evolución del sector industrial del país. En concreto, la cifra de negocios aumentó en doce comunidades autónomas lideradas por Baleares (18,5 por ciento) y
cayó en cinco con especial incidencia en Castilla y León (-8,3 por ciento), Canarias (-2,3 por ciento) y Andalucía (-1,7 por ciento).

Además, en lo que va de año la facturación del sector industrial ha caído un 10,0 por ciento en Castilla y León, de nuevo el peor dato del país que ha repuntado de media un 0,7 por ciento.

En cuanto a la entrada de pedidos aumentaron en nueve comunidades
autónomas lideradas por Madrid (27,6 por ciento) y disminuyeron en ocho, de nuevo con especial incidencia en Castilla y León (-5,8 por ciento), seguida por Andalucía (-4,2 por ciento) y Canarias (-3,4 por ciento).

En lo que va de año las entradas de pedidos del sector industrial han caído un 9,6 por ciento en Castilla y León, de nuevo el peor dato del país que ha repuntado de media un 2,3 por ciento.

Con el dato interanual nacional de julio, tanto la facturación como los pedidos de la industria regresan a tasas positivas después de haberse desplomado en junio un 5,1 por ciento y un 3,3 por ciento, respectivamente.

Corregido el efecto calendario y la estacionalidad, la cifra de negocios de la industria avanzó un 0,2% interanual en julio, un punto más que en junio, mientras que los pedidos aumentaron un 0,8%, una décima más que en el mes anterior.

En términos mensuales (julio sobre junio) y corrigiendo la estacionalidad y el efecto calendario, la facturación de la industria se estancó, en tanto que las entradas de pedidos retrocedieron un 0,5%, en contraposición al aumento del 1% experimentado el mes anterior.

Para leer más