Publicado 29/06/2022 12:07

Aragonès pide a la CUP volver "a subir al carro" de la gobernabilidad en Catalunya

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, interviene durante una sesión plenaria en el Parlament.
El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, interviene durante una sesión plenaria en el Parlament. - David Zorrakino - Europa Press

   Insta a Junts a "aprovechar todas las oportunidades" de reclamar al Gobierno la resolución al conflicto

   BARCELONA, 29 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha pedido este miércoles a la CUP volver a "subir al carro" de la gobernabilidad en Catalunya, después de que los 'cupaires' hayan retirado su apoyo al Govern en los últimos meses pese a que invistieron al jefe del Ejecutivo catalán.

   Lo ha dicho en la sesión de control al presidente durante el pleno del Parlament, después de que la presidenta de la CUP en la Cámara catalana, Dolors Sabater, haya pedido al Govern impulsar un proyecto independentista propio porque considera que es "débil y sumiso" ante el Gobierno.

   "La relación del Govern de la Generalitat con el Gobierno español está basada en el chantaje en pro de la gobernabilidad por la gobernabilidad. Es una relación atrapada en la telaraña autonómica", y ha sostenido que reuniones como la que mantuvieron la semana pasada la consellera de Presidencia, Laura Vilagrà, y el ministro de Presidencia, Félix Bolaños, están vacías de contenido, según ella.

   Aragonès ha replicado que el Govern sí que tiene agenda propia y ha dicho que si contara con el apoyo de la CUP tendría más fuerza y no se encontrarían "solos ante el Gobierno del Estado".

   Ha asegurado que en reuniones como la de Vilagrà y Bolaños van a defender la resolución del conflicto en base a la autodeterminación y la amnistía, y ha instado a la CUP a que "vuelvan a subir al carro y a ejercer la influencia que les dieron sus votantes", ya que cree que si lo hacen se podrán poner de acuerdo.

JUNTS EN LA MESA DIÁLOGO

   Después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, llamara a Junts a sumarse a la mesa de diálogo, el presidente de la formación en el Parlament, Albert Batet, ha señalado que para participar en este espacio deben haber garantías sólidas de que en el orden del día se incluya la autodeterminación y no haya vetos a la delegación que planteen: "Si es así, Junts estaremos con el convencimiento de que lo tenemos que hacer juntos".

   Aragonès ha instado a Junts a "aprovechar todas las oportunidades" que haya para reclamar al Gobierno la resolución del conflicto, el referéndum y la amnistía, y ha subrayado que en los últimos años, incluso en los momentos de más tensión en octubre de 2017, los gobiernos de la Generalitat han tratado de dialogar con el Ejecutivo central siempre que han tenido la oportunidad.

   Asimismo, ha apostado por utilizar el informe de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa como una "hoja de ruta de negociación" para resolver el conflicto catalán con el amparo de este organismo.

SALVADOR ILLA

   En su intervención, el primer secretario del PSC, Salvador Illa, ha argumentado que cuestiones como la continuidad del Mobile World Congress (MWC) en Barcelona o el rescate de Celsa son posibles gracias a la "actitud de colaboración" y de sumar entre administraciones, y le ha vuelto a pedir abrir un diálogo entre partidos catalanes.

   El presidente ha contestado que cuando las administraciones pueden trabajar conjuntamente en un marco de confianza y en proyectos "no impuestos, sino compartidos", se encuentran buenas soluciones, ha pedido a Illa ayudar en la resolución del conflicto y, sobre el diálogo entre catalanes, le ha emplazado a fijar una propuesta de temas.

DAVID CID

   Desde los comuns, el portavoz de la formación, David Cid, ha advertido de que el Govern se puede convertir en el gobierno de los "macrorpoyectos fracasados", en alusión a la ampliación del Aeropuerto y los Juegos Olímpicos de Invierno, y ha reclamado hacer un giro de 180 grados a la legislatura para convertir a Catalunya en un polo científico y tecnológico del sur de Europa en el que se priorice el transporte ferrovirario y las energías renovables.

   Aragonès ha replicado que el Govern ya está trabajando en este sentido y ha recriminado a Cid que critique estos proyectos cuando el Gobierno central, del que los comuns forman parte, apuesta por ellos: "Ya sé que no tienen el Ministerio de Transportes. Pero en lugar de dirigirse hacia el Govern de Catalunya mire hacia el Gobierno del Estado y contribuya a reorientar sus prioridades".

IGNACIO GARRIGA

   Por su parte, el líder de Vox en Catalunya, Ignacio Garriga, ha acusado a la Generalitat de amparar la ocupación de viviendas y ha exigido a Aragonès escoger: "O delincuentes o familias trabajadoras. Su silencio a los problemas corrientes de los catalanes es la mejor definición de su actividad política".

   El jefe del Ejecutivo catalán ha negado que el Govern ampare a ningún delincuente y ha recordado que hay separación de poderes y que para que los cuerpos policiales intervengan en ocupaciones de viviendas deben tener una orden judicial: "Una división de poderes que la extrema derecha solo recuerda cuando se toman decisiones en una cúpula judicial capturada por la derecha que les favorece".

FERNÁNDEZ Y CARRIZOSA

   A preguntas del líder del PP en Catalunya, Alejandro Fernández, sobre la B-40, Aragonès ha recordado que hay un tramo en construcción ente Abrera y Terrassa (Barcelona), y que "el tramo que se podría realizar entre Sabadell y Terrassa será objeto de debate para llegar a la solución de consenso que agrupe al máximo de gente".

   Fernández ha acusado al Govern de estar dividido en este asunto, ante lo que Aragonès ha replicado que el dirigente popular debería haber aprovechado su intervención para pedir disculpas en nombre del PP por la conocida como 'Operación Catalunya': "Y no le pido que lo haga bajo tortura", ha dicho en referencia a palabras del exministro del Interior Jorge Fernández Díaz.

   Ante críticas de Carlos Carrizosa (Cs) al contrato de 35 millones para mascarillas del principio de la pandemia, Aragonès ha asegurado que fue auditado por la Oficina Antifrau de Catalunya (OAC) y no fue anulado, y que la Sindicatura de Cuentas no ha expresado reparos: "Ante una situación de falta de material de protección teníamos que ir hasta el fin del mundo, y lo volveríamos a hacer".

   Carrizosa ha criticado este contrato y ha asegurado que la pandemia de Covid-19 ha visibilizado prácticas opacas en el ámbito sanitario, y ha considerado que el socialista Salvador Illa no pedirá explicaciones sobre este asunto porque "se tapan las vergüenzas porque funciona una sociovergencia sanitaria".

Más información