30 de marzo de 2020
 
Actualizado 18/02/2020 15:01:19 CET

El Govern insiste en el mediador y resta importancia al calendario de la mesa de diálogo

La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, ofrece una rueda de prensa posterior al Consell Executiu en el Palacio de la Generalitat, en Barcelona (España), a 18 de febrero de 2020.
La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, ofrece una rueda de prensa posterior al Consell Executiu en el Palacio de la Generalitat, en Barcelona (España), a 18 de febrero de 2020. - David Zorrakino - Europa Press

Torra pide a Bosch disponer el martes de un borrador del orden del día de la comisión bilateral

BARCELONA, 18 (EUROPA PRESS)

La portavoz del Govern, Meritxell Budó, ha insistido este martes en la conveniencia de la figura del mediador en la mesa de negociación entre gobiernos, cuya primera reunión no ha garantizado que se celebre este febrero al considerar que el calendario no debe condicionar si se quiere buscar el éxito del diálogo.

"El calendario no es la prioridad. Queremos que salga bien y que la mesa de negociación sea un éxito. Si esto significa que tenemos que esperar una semana más para acabar de cerrar todos los flecos es normal, si se quiere el éxito del encuentro", ha recalcado en rueda de prensa posterior al Consell Executiu,

Después de que el presidente de la Generalitat, Quim Torra, se reuniera el lunes con actores independentistas, ha explicado que quieren llegar a la mesa de negociación con "el máximo consenso posible" desde la parte independentista, también con la figura del mediador.

Así, ha recordado que JxCat, ERC y la CUP aprobaron una propuesta en el Parlament que defendía la necesidad de mediador, una figura que "sería una de las garantías que haría posible el éxito de la mesa de negociación".

"Trabajamos para garantizar que el compromiso adoptado en el Parlament se pueda trasladar a la mesa de negociación", ha asegurado Budó, destacando que el posicionamiento de Torra en este ámbito no ha cambiado, por lo que sigue considerando necesario un mediador.

Aunque el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, expuso su voluntad de celebrar la reunión este febrero, la también consellera de Presidencia ha dejado claro que no está cerrada ninguna fecha, y no ha garantizado que se haga este mes.

Según Budó, Torra no asumió el compromiso de celebrar la mesa de negociación en febrero, aunque quieren que se haga lo antes posible, pero ha reiterado que el objetivo es garantizar su éxito para que pueda resolverse el conflicto político catalán.

"Si no se produce la última de febrero se puede hacer la primera o segunda de marzo. Esto no es una cuestión de días, de prisa ni de calendario, es una cuestión de voluntad política", ha manifestado.

También ha explicado que tampoco está cerrado el nombre de las personas que integrarán el equipo de técnicos, y que todo lo relacionado con la organización y preparación de la mesa de diálogo se hará de forma "discreta y fuera del foco mediático".

Tras insistir en que el Govern siempre ha querido resolver el conflicto político desde el diálogo, la negociación y la política, ha recalcado que defenderán el derecho a la autodeterminació, el fin de la represión con una ley de amnistía que permita la salida de los presos soberanistas, así como el "retorno libre de los exiliados" y el fin de la judicialización de la política.

"Cada día salen nuevos casos en esta causa general contra el independentismo y el 1-O. Las fuerzas soberanistas coincidimos en que esto es el conflicto político a resolver. No hay discrepancia en este sentido", ha asegurado.

BILATERAL

Aunque tampoco hay fecha aún para la comisión bilateral Estado-Generalitat, Torra ha pedido al conseller de Acción Exterior, Alfred Bosch, disponer el martes que viene de un borrador del orden del día con el objetivo de que lo valide el Gobierno y esta reunión se celebre lo antes posible.

"Hoy mismo Torra nos ha pedido disponer de este borrador del orden del día, que contendrá los puntos prioritarios a trabajar de forma inmediata con el Gobierno para resolver los agravios acumulados durante tantos años", ha señalado Budó.

La consellera de Presidencia ha dicho que esta comisión bilateral, que este año preside la Generalitat, es algo separado de la mesa de negociación entre gobiernos, ya que en ella se tratarán temas competenciales y de gestión.