MNAC y Hospital Vall d'Hebron impulsan nuevos tratamientos a través del arte

P.Serra, L.Borràs, A.Vergés, V.Martínez y J.A.Ramos-Quiroga
EUROPA PRESS
Publicado 11/02/2019 13:26:18CET

Mujeres refugiadas e inmigrantes con estrés postraumático probarán una terapia

BARCELONA, 11 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Museu Nacional d'Art de Catalunya (MNAC) y el Vall d'Hebron Barcelona Hospital Campus se han unido para impulsar nuevos tratamientos a través del arte, el primero de ellos en el terreno de la psicología a una treintena de mujeres de orígenes culturales diversos y con un cuadro de estrés postraumático.

Según ha explicado en rueda de prensa este lunes el jefe del servicio de Psiquiatría del centro, Josep Antoni Ramos-Quiroga, es un proyecto "muy ambicioso", ya que será la primera vez que se trace una estrategia con personas de distintos orígenes culturales que han sufrido traumas por estrés postraumático.

Ha concretado que la terapia empezará a finales de abril y tendrá lugar en diez sesiones de dos horas cada una, unas primeras de acogida, otras para que afloren los sentimientos inconscientes y el relato sobre el trauma pueda ser más claro, a la vez que permita una "interconexión social entre ellas".

En total hay 30 pacientes seleccionadas --la mitad seguirán la terapia en el hospital, y el resto en el museo--, todas ellas tienen orígenes culturales diversos: refugiadas e inmigradas, seleccionadas de este modo porque "más del 70% de mujeres inmigrantes llegadas a a Catalunya tienen situaciones de violencia de género".

ESTRÉS POSTRAUMÁTICO

Todas las pacientes elegidas responden a un patrón de estrés postraumático tras haber atravesado diversos traumas complejos, como "agresión sexual, maltrato, abuso, infartos y grandes quemados", que les genera situaciones de ansiedad que éstas reviven de forma crónica con alteraciones en el sueño y el estado de ánimo, entre otros.

Esta terapia quiere ser una mejora novedosa e innovadora que permita a las pacientes un mejor vínculo interpersonal, mejoras en el estado de ánimo y ganar una mayor autoestima, así como incrementar la resiliencia ante futuras situaciones.

Ramos-Quiroga ha dicho que después de incidir en estas pacientes, el hospital está interesado en ampliar la terapia al autismo, el TDAH y los niños con síndrome alcohólico fetal.

La consellera de Cultura de la Generalitat, Laura Borràs, ha subrayado que la cultura tiene una dimensión social importante, incluso "cura o puede ayudar a curar", y ha celebrado que el proyecto incida en mujeres en situación vulnerable y especialmente casos de violencia de género.

La consellera de Salud, Alba Vergés, ha mostrado su convencimiento de que la cultura ofrece muchos beneficios a los pacientes, y también ha ensalzado que el proyecto arranque con mujeres vulnerables: "Las personas no son vulnerables de por sí, sino que están vulnerabilizadas por situaciones que se encuentran".

El director del Museu Nacional de Catalunya (Mnac), Pepe Serra, ha lamentado que un 70% de la sociedad que no solo no va los museos, sino que no sabe si le interesan, debido a la brecha social: "Es la gran revolución pendiente".

El gerente de Vall d'Hebron, Vicenç Martínez, ha reivindicado que su centro es el hospital público más grande de Catalunya, con el paso diario de 45.000 personas, y ha celebrado que este proyecto es un primer paso muy importante de un convenio general, que debe incluir un Espacio Mnac dentro del hospital.

De este espacio ha concretado que la ubicación ya está elegida en un espacio suficientemente grande, y que tratará de combatir el estrés con el que médicos, familias y pacientes andan: "Será un lugar donde bajar a relajarse", y donde un audio explicará las obras instaladas.

Contador