La Oficina Antifrau no investiga el 1-O porque es un caso judicializado

El director de la Oac Miguel Ángel Gimeno en comisión parlamentaria
EUROPA PRESS
Publicado 26/09/2018 13:04:41CET

   BARCELONA, 26 Sep. (EUROPA PRESS) -

    El director de la Oficina Antifrau de Catalunya (Oac), Miguel Ángel Gimeno, ha defendido este miércoles que no abrieron una investigación sobre un presunto desvío de fondos irregular para la celebración del referéndum del 1 de octubre porque es un caso judicializado.

   "Tenemos competencias, pero también tenemos las obligaciones que tenemos. En el momento en que el fiscal coge un asunto, nos apartamos, y el 1-O está judicializado en todos los ámbitos", ha explicado Gimeno durante su comparecencia en la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlament para explicar la memoria de la oficina de 2017.

   El director de la Oac ha respondido de este modo al portavoz de Cs en el Parlament, Carlos Carrizosa, que le ha reprochado que no se haya hecho ninguna investigación "del golpe a la democracia por el que hay mucha gente investigada".

   "No reconozco a Catalunya en el informe", ha explicado Carrizosa que ha dicho no entender que en un informe de 2017 no se hagan referencia a los hechos del 1 de octubre, ni al dinero destinado para poder realizarlo.

   El portavoz del PP en la Cámara, Alejandro Fernández, ha argumentado que si la Oac no puede investigar el 1-O porque ya está judicializado, que se abra una investigación "no por lo que han hecho, sino de forma preventiva porque dicen (los independentistas) que lo volverán a hacer".

   El diputado de JxCat Marc Solsona ha recordado que la Oac es un órgano independiente adscrito al Parlament, y ha lamentado que en ocasiones se haya utilizado como una herramienta de "amenaza y controversia política".

   Desde el PSC, el diputado Ferran Pedret ha cuestionado que una oficina con los recursos de la Oac solo haya atendido 156 denuncias durante el ejercicio, y ha propuesto dotar de más herramientas a la oficina.

   La republicana Gemma Espigares se ha mostrado "sorprendida" de que el 50% de los denunciantes sean anónimos, y el director de la Oac ha respondido que probablemente se debe al uso del Buzón de denuncias anónimas, que considera que ha funcionado muy bien y que ha provocado que muchos administrativos denuncien ahora a través de esta herramienta.

   Para la diputada de los comuns Susana Segovia, la Oac tiene que tener los recursos necesarios para la prevención de casos de corrupción y ha planteado que el código de conducta afecte también a directivos y altos cargos para "impedir las puertas giratorias".