Fiscalía pide 19 años de cárcel para presunto instigador de un plan "de venganza" contra agentes en Ceuta

Publicado 26/05/2019 14:37:42CET

CEUTA, 26 May. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Ceuta solicita un total 19 años de prisión para el presunto instigador de "un plan de venganza" contra varios agentes de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (Udyco) de la Jefatura Superior del Cuerpo Nacional de Policía que en 2015 desmantelaron una organización dedicada al tráfico de hachís de la que formaban parte varios guardias civiles. En su ejecución incendiaron un kiosko y dos automóviles propiedad de los funcionarios o de familiares cercanos.

Según la calificación del Ministerio Público, a cuyo contenido íntegro ha tenido acceso Europa Press, como consecuencia de las cinco detenciones practicadas se creó en los allegados de los arrestados "un deseo de venganza contra los agentes que intervinieron en la investigación con la finalidad de tomar represalias contra ellos y amedrentarles en futuras actuaciones policiales".

O.I.P.G., de 42 años, "íntimo amigo de los detenidos y persona dedicada en el pasado a actividades de narcotráfico", supuestamente contactó con otro individuo, M.M.H., "para que ejecutara a cambio de una cantidad de dinero indeterminada una serie de incendios sobre bienes pertenecientes a agentes de la Udyco o a sus familiares más próximos", encargo para el que a su vez recabó el apoyo de otras cuatro personas.

Dos de los acusados están acusados de intentar incendiar la madrugada del 22 de abril de 2016 por primera vez al kiosko de un familiar de uno de los policías. La rápida actuación de los bomberos lo evitó tanto esa noche como la del 24 de mayo. El día 30 lograron su objetivo, la "destrucción total con el consiguiente fin del negocio y del medio de vida".

El 21 de febrero de 2017 se roció con gasolina y se prendió fuego al vehículo de otro agente. Dos semanas después, el 9 de marzo, esta vez a mediodía, se hizo lo propio con un coche de un tercer funcionario de la Udyco.

Tras la perpetración de todos estos hechos, constitutivos a juicio de la Fiscalía de un delito de obstrucción a la justicia y tres de daños con incendio, dos de los perjudicados solicitaron cambio de destino fuera de la localidad de Ceuta.

Para el principal acusado se piden cuatro años de cárcel por obstrucción a la Justicia y cinco por cada uno de los otros tres, así como 24 meses de multa a razón de 48 euros diarios, tal y como ha adelantado en su edición de este domingo 'El Faro de Ceuta'.

El individuo con el que contactó para ejecutar su plan de "venganza" se enfrentará a un total de 15 años de prisión por tres delitos de daños. Un tercer sujeto deberá hacer frente a una petición de diez años de cárcel y tres más, a cinco cada uno.

Los daños materiales causados han sido cifrados en casi 11.000 euros por los que los seis acusados deberán responder de forma "conjunta y solidaria", en función de su implicación en cada incendio, a las víctimas.