Pasa a Melilla vistiendo un burka en el que escondía un bebé

Actualizado 26/09/2014 18:31:23 CET

MELILLA, 26 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Una inmigrante de origen subsahariano ha podido entrar en Melilla junto con un bebé bajo un burka aunque haya sido detectados por la Policía Nacional en el control documental ya que se encontraban en territorio español.

   Según han informado a Europa Press fuentes policiales, la mujer indocumentada ha logrado su propósito porque superó el control documental de la Policía marroquí, donde el requerimiento de papeles no es solicitado a todos los transeúntes como sí ocurre con la Policía Nacional, y con ello pudo llegar hasta la parte española de la frontera de Beni-Enzar.

   Asimismo, han añadido las citadas fuentes que ha sido clave también para que finalmente pudiera acceder a la ciudad española que la inmigrante fuera con un bebé, que escondía bajo el burka --prenda talibán que le tapa todo el cuerpo salvo unas rejillas a la altura de los ojos-- simulando estar embarazada.

   A la mujer, que dice proceder de Nigeria y tener 20 años edad, se le abrió en la Jefatura Superior de Policía un expediente de expulsión en aplicación de la Ley de Extranjería por entrada ilegal en territorio nacional pero mientras se resuelve su situación, ha sido acogida junto con la que asegura ser su hijo en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI).

   Al menor, han apuntado las fuentes policiales, se le realizará las pruebas de ADN que se practica a todos los menores indocumentados que llegan para evitar un tráfico de niños y si se comprobara que no es hijo de la inmigrante, su custodia pasaría a ser de la Ciudad Autónoma de Melilla y por tanto sería acogida en la 'Casa Cuna' del Centro Asistencial de Melilla, dependiente de la Consejería de Bienestar Social. La supuesta madre, en ese caso, sería detenida y acusada de un tráfico de personas.

Para leer más