Cultura.- Gómez dice que es Settembrini quien "ha salido" de la Bienal y le recuerda que el dinero público es "sagrado"

Actualizado 29/01/2007 19:51:23 CET

VALENCIA, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

La secretaria autonómica de Cultura de la Generalitat, Concha Gómez, recalcó hoy que la conselleria de Cultura "siempre invitó" al ex director de la Bienal de Valencia, Luigi Settembrini, a participar en la IV edición del certamen --que se desarrollará bajo el lema Bienal Valencia-Sao Paulo. Encuentro entre dos mares-- pero "ha sido él quien ha dicho que no quería formar parte del proyecto, es él quien se ha salido", dijo. Además, la responsable de política cultural recriminó al crítico italiano "no haber sido honesto conmigo" y le recordó que es un "advenedizo en Valencia".

Gómez, que se refería de esta forma a las declaraciones efectuadas hoy en Valencia por Settembrini sobre la demanda que ha interpuesto la empresa Contemporany Cultural Engineering (CCE) por incumplimiento de contrato, insistió en que "nunca se ha hablado con Settembrini el no cumplimiento del contrato sino que se le explicó que no podíamos dejar pasar la oportunidad de firmar un acuerdo con la Bienal de Sao Paulo y le invitamos a participar y ha sido él el que ha dicho que no quería formar parte", reiteró en declaraciones a Europa Press.

La secretaria autonómica incidió en que "siempre se le ha ofrecido formar parte de la IV Bienal" y, al respecto, recordó que "yo cogí un avión y me fui a Florencia y le expliqué que la posibilidad de firmar un convenio con la Bienal de Sao Paulo no era un proyecto que se pudiera dejar pasar y retomarlo dentro de unos años". Se trata de "un asunto de Estado para el que se ha tenido que hacer gestiones a alto nivel político y siempre se le ofreció que él participara".

CUENTAS CLARAS

Concha Gómez argumentó que "lo que no se puede hacer es pagar un millón de euros frente a los precios razonables que están cobrando los comisarios" del Encuentro entre dos mares. En este sentido, explicó que, frente a los 1.073.000 euros que cobró CCE por la Bienal de 2005 y los 1.200.000 euros que se embolsó Solares Fundazione Culturale por la producción del certamen, por los gastos de comisariado --a cargo de Enmanuel Araújo, Kevin Power, Ticio Escobar, Khalid Kreis, Arnaldo Farias, Jacoppo Crivelli, entre otros-- "vamos a pagar 137.000 euros más 74.000 de gastos a justificar. "Creo que las cuentas están clarísimas", apostilló.

En esta línea, añadió que "vamos a presentar las cuentas de las bienales dirigidas por él y de lo que se está haciendo ahora y de su repercusión en las empresas valencianas, que cuando él trabajaba aquí era nula por mucho se que se le decía, y el juez decidirá", sentenció Gómez.

Agregó que "si Settembrini fuera una persona honesta conmigo como yo lo he sido con él me hubiera invitado a la comida que hoy ha tenido con los medios de comunicación porque las personas hablando se entienden".

La secretaria autonómica defendió el nuevo concepto de la Bienal de Valencia y la inclusión de la galerías de arte. Sobre este punto comentó que "al incorporar a las galerías éstas se sienten parte de un proyecto que, recordó, no es solo de la conselleria de Cultura, sino que también están implicados el Ayuntamiento de Valencia o la Diputación", entre otras entidades.

Finalmente, declaró que "me parece muy bien que Settembrini reconozca al equipo del conseller Manuel Tarancón, que era estupendo y del que yo también formé parte y me siento muy orgullosa, al igual que del conseller Esteban González Pons y de Alejandro Font de Mora". "Porque mientras él es un advenedizo en Valencia yo llevo once años en el proyecto con distintas competencias y lo que siempre hago es gestionar bien, hacer un buen trabajo y para mí el dinero público es sagrado", afirmó.