Actualizado 06/06/2007 21:29 CET

Golf.- La Asamblea General Ordinaria de la Federación Española aprueba los presupuestos y la memoria de este ejercicio

MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Informe Económico, las Cuentas Anuales y el Informe de la Comisión Delegada, así como la Memoria correspondiente al ejercicio 2006 han sido aprobados por los miembros de la Asamblea General Ordinaria de la Real Federación Española de Golf (RFEG), celebrada hoy en Madrid.

Así, los datos esenciales de la gestión económica federativa durante 2006 fueron expuestos por el Tesorero de la Federación, Manuel Azpilicueta, que recibió la aprobación a su gestión. Entre ellos destacaron los ingresos recibidos por la licencias, que aglutinan cerca de un 88 por ciento de los recursos federativos.

En el capítulo de gastos, Azpilicueta detalló el destino de todas las partidas consensuadas por la Federación durante este ejercicio. El 42 por ciento de los ingresos se destinó directamente a las Federaciones Territoriales, el 21 por ciento a la actividad deportiva y el 17 por ciento a las inversiones realizadas en el Centro Nacional de Golf en Madrid y a las sociedades de campos públicos en los que participa la RFEG (Sant Joan, Meis y Talayuela).

Además, la presidenta de la RFEG, Emma Villacieros, en su discurso recordó las ausencias por fallecimiento en los últimos meses de José Ignacio Lantero, Sebastián Miguel y César de Zulueta, todos ellos personajes de gran renombre dentro del golf español.

De hecho, como motivo de la baja creada por el fallecimiento de César de Zulueta en el Jurado de Honores para designar las Medallas y Placas al Mérito en Golf, Villacieros propuso a Gonzaga Escauriaza para sustituirle, una iniciativa que fue aprobada por unanimidad.

Finalmente, Villacieros se refirió al desarrollo del último Open de España, celebrado en el Centro Nacional de Golf durante el pasado mes de abril. Para la presidenta de la RFEG, tanto la organización como la respuesta de los aficionados y jugadores fue magnífica, lo que permitió un gran fin de semana de golf pese a las inclemencias metereológicas.