30 de marzo de 2020
 
Actualizado 12/03/2012 18:08:52 CET

Sin avenencia en el Acto de Conciliación entre Rafa Nadal y el entrenador Óscar Borrás

Óscar Borrás
EUROPA PRESS

"No busco dinero ni fama, sólo que se reconozca que le he ayudado", dice el técnico, que le habría dado una clase magistral en 2009

MADRID, 12 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Acto de Conciliación entre el tenista Rafa Nadal, número dos del mundo, y el entrenador alicantino Óscar Borrás se ha celebrado este lunes 12 sin que haya existido "avenencia" entre las partes, ya que el abogado del jugador ha negado los hechos sobre una presunta influencia del técnico en la mejoría del juego del balear.

Esta mañana se ha celebrado en el Juzgado de Primera instancia número 2 de Manacor, dicho Acto de Conciliación entre Óscar Borras, representado por la procuradora María Magdalena Durán Jaume, y Rafa Nadal, quien no asistió al estar disputando el Masters 1.000 de Indian Wells y dio poderes al procurador Antonio Sastre Gornals.

Ambos estaban citados en el juzgado de Manacor después de que el juez aceptara la demanda de Conciliación de Óscar Borrás del pasado 21 de octubre, en la que el entrenador reclamaba que el número dos del mundo reconociera la mejoría en su saque a partir de una clase magistral que el técnico le habría impartido en 2009.

Según el acta de la conciliación, a la que ha tenido acceso Europa Press, el abogado de Nadal negó "los hechos y fundamentos de la papeleta de demanda, por los motivos que se expondrán en el momento procesal oportuno".

Nadal no asistió a los juzgados, ya que debutó este domingo en el Masters 1.000 de Indian Wells, en el que defiende el puesto de finalista, ante el argentino Leonardo Mayer, al que derrotó por 6-1 y 6-3, y se enfrentará en la próxima ronda con el también español Marcel Granollers, que superó a Tommy Haas (6-3, 2-6 y 6-3), en un duelo inédito.

Borrás, que tiene una academia en la localidad alicantina de Torrellano, presentó una demanda de conciliación en la que solicitaba que Rafa Nadal reconociera la influencia de la clase de dos horas que recibió el 26 de octubre de 2009 en Manacor, que puede consultarse en 'www.youtube.com/watch?v=GljqJv84tTI', en la mejoría de su servicio, que le permitió, según él, ganar el US Open en 2010.

Según el preparador alicantino, fue el tío y entrenador de Nadal, Toni Nadal, el que "había acordado con el señor Borrás que acudiera ese día para entrenar el saque o servicio", porque "estaba preocupado con su servicio y que deseaba mejorar el mismo, imprimiéndole mayor velocidad y eficacia", reza la solicitud de la conciliación, con 18 puntos.

El entrenador consideraba que tiene "derecho a que se reconozca" que él fue "el punto de inflexión para que Rafa Nadal vieran sus defectos graves a la hora de sacar", algo que ya se pudo apreciar, para él, en el primer torneo tras la clase, París-Bercy 2009, y en el incremento de 170-175 km/h hasta los 195-200 km/h en el saque.

El técnico de Benicarló va, incluso, más allá y en su web personal ha publicado un artículo (ctoscarborras.com/archives/226) en el que da las claves, según él, para que Rafa Nadal pueda ganar al número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic, verdugo del español en la final del primer 'Grand Slam' de la temporada, el Abierto de Australia.

"NO BUSCO LA FAMA"

En declaraciones a Europa Press, Óscar Borrás se declaró desilusionado este lunes porque Rafa Nadal y su entorno hayan negado los hechos en el juzgado de Manacor.

"Lo que quería era ayudar a Rafa para que mejorara su servicio. Ellos aprovecharon esta enseñanza y no lo digo yo sólo. Jamás he pretendido utilizar su nombre sino que he intentado mejorar su juego. He estado esperando y su reacción y la de su tío, Toni, han sido la de la falta de respeto y la ignorancia", subrayó.

Borrás insistió en que su único objetivo es el "reconocimiento" de Nadal. "No busco dinero ni la fama. Sí se habló, en su momento, de ciertas cantidades, pero nunca he cobrado nada por aquella clase. Nunca. He tardado dos años en salir a la luz porque, en este tiempo, esperaba llegar a un acuerdo, pero al ver esta falta de respeto e ignorancia tan evidente tengo el derecho a que un juez lo reconozca", anunció.

El técnico adelantó así su intención de presentar una demanda judicial contra Rafa Nadal, una vez que este lunes se ha extinguido la posibilidad de alcanzar un acuerdo en el Acto de Conciliación. "Me gustaría que la prensa y la opinión pública vea el video y la documentación que presentaré en el juzgado", avanzó el entrenador.