Actualizado 04/11/2015 15:50 CET

Galería: ¿te atreverías a tener estas mascotas?

Farmer Zhang Xianping rides his pig
CHINA STRINGER NETWORK / REUT

Desconecta, 4 Nov

Seguro que alguna vez has tenido un perro, un gato o un periquito, pero, ¿te atreverías a tener como mascotas a animales que normalmente no lo son?. Fuera de lo convencional, hay gente que opta por tener en sus casas animales que normalmente no suelen vivir con seres humanos.

En cualquier lugar del mundo podemos encontrarnos con mascotas curiosas y para demostrarlo aquí mostramos algunos des estos casos.

Empezamos por China. Allí el granjero Zhang Xianping monta a su cerdo de dos años como si de un caballo se tratase. El dueño de este cerdo decidió mantenerlo como mascota en lugar de matarlo cuando alcanzó los 600 kilos de peso.

Sin salir de China, en la capital, Pekín, Zhu Roumeng también ha decidido tener a un cerdo como mascota. Se llama Wuhua y es muy conocida en Internet en China, ya que dueña y mascota publican selfies en diversas redes sociales chinas.

En Nueva York la protagonista es una cabra de tres años llamada Cocoa. Aunque viven en Nueva Jersey, su dueño Cyrus cuenta que suelen ir juntos a la gran manzana: "A ella no le gustan las cabras ni las granjas, le gusta la gente y la ciudad".

En Ucrania, este hombre lee un libro junto a su poni en un parque de la localidad de Slaviansk.

Dos leones son las mascotas de esta familia que reside en un campo de refugiados de Gaza. Abuelo y nieto se muestran con naturalidad junto a ellos y el más pequeño de la familia cuenta su deseo de criar leones cuando sea mayor.

Animales más inofensivos también pueden ser mascotas curiosas. Ese es el caso de este chico de Bombay, India, que tiene como mascota a una paloma.

De vuelta a China, en Sanmenxia, se encuentra este hombre en una competición de esquí para mascotas junto a su pato.

No sabemos si este oso será mascota de alguno de los habitantes de este pueblo de Pakistán, pero se ha adaptado a vivir con seres humanos y estos se han adaptado a vivir con el oso.

En Dusambé (Tayikistán), Zukhro, que es empleada de un zoo, no duda en pasear con este león de 18 años por las calles de la capital. Los empleados del zoo sacan al león de paseo por las calles de la ciudad dos veces a la semana, y la persona que lo acompaña va con un trozo de carne para atraer su atención.

Este taiwanés prefiere una iguana como mascota, y así lo muestra durante el carnaval de mascotas de Taipei.

En la ciudad alemana de Muelheim, Socke, una llama de tres años, vive junto a su dueña desde que nació. Fue acogida por su dueña tras ser su pierna amputada por el ataque de otros animales