Publicado 02/03/2021 14:08CET

OCU pide a la CNMC investigar la subida en los precios de los carburantes y evitar "el efecto pluma y cohete"

Archivo - Un hombre echa gasolina a su coche en una gasolinera
Archivo - Un hombre echa gasolina a su coche en una gasolinera - Óscar Cañas - Europa Press - Archivo

Estima que puede suponer un sobrecoste de entre 180 y 210 euros para las familias

MADRID, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha pedido a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que investigue el alza de los precios de los carburantes y tome las medidas necesarias "para evitar el efecto pluma y cohete en los precios que perjudica al bolsillo de los consumidores", estimando que la subida, con un repunte de hasta el 13% desde noviembre, va a suponer un coste adicional para las familias de entre 180 euros para el diésel y 210 euros al año para la gasolina por cada vehículo.

En un comunicado, la asociación señala que la actual subida en los carburantes tiene su origen en "la accidentada evolución de los precios del petróleo en 2020" y denuncia que "de nuevo se ha producido un efecto pluma en las bajadas y cohete en la subidas".

Así, destaca que en mes de abril los precios medios bajaron hasta el entorno del 1,07-1,08 euros para la gasolina y 0,98-0,99 euros para el diésel, con una "velocidad en trasladar las bajadas que fue mucho menor, y que no llegaron a aplicarse en su totalidad pues se cortaron de raíz con las primeras subidas del precio del petróleo".

Sin embargo, considera que la velocidad de subida ha sido "mucho más rápida", sobre todo desde el mes de noviembre hasta la actualidad donde los precios se sitúan al final del mes de febrero en 1,27 euros para la gasolina y 1,15 euros para el diésel, muy cerca de los precios máximos de enero de 2020, "a pesar de que los precios actuales en los surtidores estarían reflejando unos precios del petróleo todavía alejados del precio máximo del año pasado".

En este sentido, OCU advierte de que es probable que continúen las subidas en las próximas semanas y que estas tengan "un importante efecto en los bolsillos de los consumidores".

De acuerdo con sus datos, el incremento para un vehículo que recorra unos 20.000 kilómetros al año supondrá un sobrecoste de 120 euros al año para el gasóleo y 140 euros para la gasolina.

No obstante, de continuar el ritmo actual de subidas, cree que el sobrecoste anual podría alcanzar los 180 euros para el diésel y los 210 euros para la gasolina.

Para leer más