Actualizado 28/02/2013 19:49 CET

Economía/Finanzas.- Los consejeros de Kutxabank percibieron 1,4 millones en 2012

BILBAO, 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los 15 consejeros de Kutxabank percibieron unas retribuciones de 1,4 millones de euros el pasado año, mientras que la remuneración de los altos directivos que no son miembros del consejo se elevó a 1,8 millones, según se recoge en el informe anual de gobierno corporativo del ejercicio 2012 remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En el estudio se señala que de los 1,4 millones percibidos por los consejeros, un millón correspondió a retribución fija, 45.000 euros a retribución variable y 428.000 euros a dietas.

Por otra parte, respecto a los miembros de alta dirección que no son consejeros o miembros del órgano de administración ejecutivos, el informe indica que la remuneración total ascendió a 1,8 millones. En concreto, esta cifra correspondió a las remuneraciones de cinco directores generales.

En el informe, Kutxabank recuerda, por otra parte, que la entrada en vigor del Real Decreto-Ley 2/2012 no supuso un incremento "significativo" de sus provisiones crediticias, ya que, a raíz de los ejercicios de "saneamiento" desarrollados con motivo de las integraciones de los activos y pasivos de CajaSur y de las cajas vascas en Kutxabank, contaba con provisiones específicas y genéricas "por importes muy superiores a los mínimos requeridos" por la normativa.

La entidad añade que el Real Decreto-Ley 18/2012 incrementó en 855 millones el nivel de provisiones crediticias requeridas que fueron dotadas a lo largo de 2012, sin incurrir en pérdidas ni solicitar ayudas.

El grupo señala que en el ejercicio 2012 se pusieron de manifiesto diversos puntos "fuertes" del perfil global de riesgo de Kutxabank, entre los que destaca su "elevado" nivel de solvencia, su "conservadora política de saneamiento y un peso relativo de la cartera de riesgos inmobiliarios muy inferior al calculado para la media del sector".

Otras informaciones que se recogen, son los 27,9 millones de distribución de dividendo a cuenta del ejercicio 2012, cuya fecha de desembolso definitivo fue el 15 de enero.

En el estudio, se hace un detalle de los sistemas de control de riesgos y, al respecto, el grupo Kutxabank apunta que la tendencia a presentar un perfil de riesgo medio-bajo constituye un "elemento clave" de su modelo de gestión.

Ello, según explica, requiere de la existencia de una relación "coherente" entre la "magnitud y complejidad de su exposición a los diferentes tipos de riesgo, su capacidad técnica disponible para su adecuado control y gestión, y el nivel de recursos propios que acredita". En este sentido, el grupo expresa su compromiso a mantener "de forma permanente" una relación "equilibrada" entre los tres elementos.

Asimismo, indica que no deberá abordar nuevas actividades o iniciativas que conlleven riesgos que "no sea capaz de identificar, medir o gestionar".

Además, en el informe precisa que el grupo debe asegurar de que su política retributiva no contiene mecanismos de incentivos que puedan "comprometer la aplicación estricta de los criterios corporativos de riesgo por parte de su personal".

La entidad ha manifestado que, para garantizar que su perfil global de riesgos se ajusta a lo establecido, el grupo dispone de una infraestructura de gestión de riesgos y, para aquellos riesgos más relevantes, se ha desarrollado un marco de control específico.