Economía.- El fondo soberano de Noruega multiplica por más de cinco su exposición a la deuda soberana de España

Actualizado 28/02/2014 18:59:10 CET

Eleva de 69 a 73 el número de empresas cotizadas españolas en las que tiene presencia

OSLO (NORUEGA), 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Fondo de Pensiones del Gobierno de Noruega (NBIM por sus siglas en noruego), el mayor fondo soberano a nivel mundial con un capital de 5,038 billones de coronas noruegas (608.597 millones de euros), multiplicó por más de cinco su exposición a la deuda pública española en 2013.

Según recoge en su informe anual de 2013, su cartera de bonos del Tesoro español al cierre del pasado ejercicio sumaba 28.013 millones de coronas (3.384 millones de euros), un 432,6% más en comparación con los 5.260 millones de coronas (635 millones de euros) del cierre de 2012.

Esta decisión de aumentar considerablemente en 2013 sus tenencias de deuda pública soberana española contrasta con la tendencia registrada en 2012, cuando redujo en un 71% su exposición a España. De hecho entre 2011 y 2012 redujo en casi un 80% su cartera de bonos españoles.

En total, al cierre de 2013 el fondo noruego contaba con inversiones por valor de 143.913 millones de coronas (17.385 millones de euros) en España, un 30,6% más que hace un año.

En concreto, 82.731 millones de coronas (9.994 millones de euros) correspondían a renta fija, un 30,6% más que en 2012, el mismo incremento que en la renta variable, cuyo importe ascendió a 61.182 millones de coronas (7.391 millones de euros).

Entre estas últimas, NBIM contaba con presencia en 73 compañías españolas cotizadas, frente a las 69 del año anterior y las 75 de 2011. Entre las empresas españolas de la que más acciones posee se encuentran Santander (1,70% en 2013), Telefónica (1,78%), BBVA (1,64%), Inditex (0,88%) e Iberdrola (1,64%).

RENTABILIDAD DEL 15,9%.

A nivel global, la rentabilidad del fondo soberano noruego experimentó en 2013 un avance del 15,9%, debido principalmente al fuerte comportamiento de los mercados de renta variable, lo que le permitió ganar 692.000 millones de coronas noruegas (83.594 millones de euros).

En concreto, sus inversiones en capital le reportaron una rentabilidad del 26,3%, mientras que las inversiones en renta fija registraron un rendimiento cero y las inversiones inmobiliarios un 11,8%.

Al finalizar 2013, NBIM destinaba el 61,7% de sus fondos a renta variable y el 37,3%% a renta fija, mientras que un 1% se invertía en inmuebles.

El consejero delegado de NBIM, Yngve Slyngstad, destacó que los resultados de este año se han visto impulsados por las inversiones en renta variable. "A pesar de varias fuentes de incertidumbre en la economía global, los mercados de capital registraron en general ganancias en 2013", añadió.

Asimismo, subrayó que el fondo hizo sus primeras compras en el sector inmobiliario estadounidense en 2013 y remarca que las inversiones en inmuebles se incrementarán "sustancialmente" en los próximos años, objetivo para el cual ha fortalecido su organización.