Publicado 05/04/2019 16:34CET

Hacienda invertirá 24 millones de euros en la nueva sede de la Delegación de Grandes Contribuyentes

Contrata por 12,7 millones la fabricación de un helicóptero para la lucha contra el contrabando y el narcotráfico

MADRID, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Ministros ha aprobado un acuerdo por el que se autoriza la contratación de las obras de rehabilitación de un edificio en Madrid por importe de 23,95 millones de euros para albergar la nueva sede de la Delegación de Grandes Contribuyentes de la Agencia Tributaria.

Las obras de rehabilitación del edificio, situado en el número 137 de la madrileña calle Guzmán el Bueno, se desarrollarán durante los años 2019, 2020, 2021 y 2022, y tienen un plazo de ejecución estimado de 30 meses. Este edificio, que ahora ocupará la Agencia Tributaria, tuvo como último morador a la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado.

Según el Gobierno, la rehabilitación del edificio permitirá ahorros en el gasto de arrendamientos de la Agencia Tributaria, así como realizar las funciones de la Delegación Central de Grandes Contribuyentes en unas oficinas "idóneas" para dichas funciones.

NUEVO HELICÓPTERO

Asimismo, el Consejo de Ministros ha autorizado a la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT) la contratación, mediante procedimiento negociado sin publicidad, de la fabricación de un helicóptero bimotor de tamaño medio modelo AS365 N3Dauphi por un valor estimado de 12.700.000 euros.

Este helicóptero se destinará al Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria y supondrá reforzar los medios materiales para la lucha contra el narcotráfico, el contrabando, el blanqueo de capitales y el fraude fiscal.

Actualmente, Aduanas posee cinco helicópteros que proporcionan el apoyo aéreo imprescindible para la consecución de esos objetivos, según destaca el Gobierno, que añade que estos medios son especialmente importantes en la zona del Campo de Gibraltar, dada la intensificación del narcotráfico que ha tenido lugar en los últimos años.

Por ello, el Gobierno considera urgente acometer una renovación paulatina de la flota, ya que la última de esas naves entró en servicio en 2008. El contrato se ejecutará con cargo a las anualidades de los ejercicios 2019, 2020 y 2021, y el plazo de fabricación del helicóptero se encuentra por encima de los dos años.

Para leer más