Actualizado 19/10/2009 16:45 CET

Economía/Laboral.- De la Vega dice que hay empresarios "más interesados en hacer política que en crear riqueza"

MADRID, 19 Oct. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, lamentó hoy que, en una etapa económica como la actual, donde lo que toca es arrimar el hombro, haya empresarios "más interesados en hacer política que en crear riqueza", una tentación, dijo, a la que es "el peor momento para ceder", pues en vez de "echar pulsos", lo que se requiere ahora es "unir fuerzas".

De la Vega, que intervino en la sesión inaugural del VIII Congreso de la Federación de Servicios Públicos de UGT (FSP-UGT), no metió a todos los empresarios en el mismo saco porque, según aseguró, hay quienes sí están por el acuerdo.

"Nuestros empresarios tienen que demostrar que son capaces de acordar y consensuar, y no sólo cuando el viento es favorable, sino también cuando sopla en contra, porque es entonces cuando se demuestra el compromiso con el interés general. Y no todos lo están haciendo", declaró.

La vicepresidenta advirtió además de que ahora "no es el momento de intentar presionar y obtener ventaja a costa de los derechos de los trabajadores", y en este sentido, subrayó que el Gobierno ya ha demostrado que hay una "línea roja infranqueable" y un "aviso de prohibido pasar en esta crisis": la de no vulnerar ni uno sólo de esos derechos que tanto ha costado conquistar.

Esta declaración fue muy aplaudida por los casi 500 delegados sindicales que asisten al Congreso de la FSP, que se celebrará en Madrid hasta el próximo miércoles.

Pese a todo, y en referencia al bloqueo de la negociación colectiva, De la Vega confió en que los empresarios "recapaciten", en que dejen de frenar acuerdos ya suscritos y retomen el camino del diálogo y el consenso para lograr acuerdos beneficiosos para España. "Es momento de buscar lo que nos une y no lo que nos separa y me consta que hay empresarios que están dispuestos a ello", manifestó.

Pero De la Vega no sólo 'abroncó' a los empresarios durante su intervención en este Congreso. También tuvo palabras para los bancos y para la oposición. A los primeros les pidió que no sean "cicateros" con el crédito a familias, autónomos y empresas, mientras que al PP le recriminó que intente poner siempre "palos en la rueda" y que vele más por su propio interés que por el interés general del país.

(((HABRÁ AMPLIACIÓN)))