Economía.- García-Margallo pide al núcleo de Europa que tire de su demanda interna para ayudar a la periferia

Actualizado 29/02/2012 11:04:58 CET

El ministro afirma que "o nos salvamos todos o todos perecemos"

MADRID, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, ha reclamado este miércoles que los países "centrales" de la UE hagan un "esfuerzo mayor tirando de su demanda interna" para ayudar a los países periféricos como España que "en estos momentos no pueden hacer gran cosa para crecer".

Así se ha pronunciado en un desayuno informativo en el que ha intervenido para presentar al conferenciante, el vicepresidente de la Comisión y responsable de Competencia, Joaquín Almunia.

García-Margallo ha señalado que tanto él como Almunia están convencidos de que "la austeridad sola no basta" para afrontar la crisis económica que actualmente atraviesa Europa. Ha reconocido que "es necesario hacer un esfuerzo para estabilizar los mercados y cortar la hemorragia de la deuda soberana" pero "sobre todo", ha remarcado, "hay que hacer un enorme esfuerzo para crecer" y "evitar la recesión que apunta en el horizonte".

"Es obvio que los países periféricos al menos no pueden hacer en estos momentos gran cosa para crecer --ha continuado--. Ni podemos subir el gasto público, ni podemos bajar los impuestos ni podemos endeudarnos más pero sí es verdad que hay países centrales que podrían hacer un esfuerzo mayor tirando de su demanda interna haciendo lo que en otras ocasiones nosotros hicimos por ellos".

Para el jefe de la diplomacia española, que desarrolló con anterioridad una larga carrera como eurodiputado, en la UE existen "enormes posibilidades de crecer" y su capacidad de endeudamiento, a diferencia de la de los países, permanece "casi intacta".

García-Margallo ha señalado que la UE dispone de instrumentos para fomentar el crecimiento como el Banco Europeo de Inversiones, los denominados bonos proyecto o a través del esfuerzo presupuestario que se haga en las próximas perspectivas financieras.

Combinando todas estas herramientas se podría "tirar del carro, un carro que en estos momentos parece estancado con grave daño para el empleo en todos los países de la UE". "O nos salvamos todos o todos perecemos", ha remachado.