Actualizado 19/01/2009 19:43 CET

Economía/Macro.- CC.OO. cree que es necesario recapitalizar los bancos para que el crédito llegue a empresas y familias

Advierte de que la crisis económica destruirá unos 800.000 empleos a lo largo de 2009

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

CC.OO. consideró hoy que será necesario recapitalizar los bancos a través de inyecciones públicas en su capital para que las medidas de apoyo del Gobierno en materia financiera se conviertan en nuevo crédito y lleguen a familias y empresas, ya que, hasta ahora, están sirviendo a las entidades "fundamentalmente" para cuadrar balances.

"Habría que recapitalizar los bancos, es decir, entrar en su capital con inyecciones públicas como ha hecho el Reino Unido", señaló el sindicato en un comunicado, donde explicó que si no se recapitalizan, será "muy difícil" que las medidas se trasladen a créditos nuevos durante una "larga temporada", superior a un año.

CC.OO. aseguró que España cuenta con algunos factores desfavorables para salir de la crisis, como la elevada exposición de la banca a préstamos hipotecarios con vencimientos muy a largo plazo, el alto nivel de apalancamiento de muchas empresas, la dificultad de encontrar personas solventes a la hora de conceder nuevos créditos o la posibilidad de que muchas promotoras quiebren.

A estos factores se une la fragilidad del tejido productivo español, la falta de solución para la crisis financiera internacional, la no consolidación de las pérdidas en los balances de las entidades y la abundancia de emisiones de deuda pública que, según CC.OO., puede colapsar el mercado, generar problemas de financiación a algunos países y aumentar el coste de las emisiones.

Por el contrario, el sindicato liderado por Ignacio Fernández Toxo destaca el menor coste de las materias primas y la disminución de los tipos de interés y del Euríbor como factores positivos para la economía española, así como la mayor bajada de precios en España, el aumento del gasto público autorizado y el efecto estabilizador automático de las prestaciones por desempleo.

Aún así, CC.OO. señala que no existen factores objetivos que avalen que la economía española puede remontar el vuelo a partir del año 2010, tal y como defiende el Ejecutivo, y que la crisis puede ser más larga en el tiempo si no se desarrollan las medidas adecuadas.

De hecho, el sindicato alerta de que la crisis supondrá la destrucción de 800.000 puestos de trabajo a lo largo del 2009, frente a los 600.000 que aventura el vicepresidente económico, Pedro Solbes, por lo que considera necesario apostar por la competitividad del tejido productivo, la inversión pública y la protección de los desempleados, al tiempo que destaca la necesidad de que la economía española construya sobre nuevos cimientos.

Además, señala que, si no se cumple la previsión de recuperación del Gobierno, será conveniente manejar con prudencia los márgenes de endeudamiento y estructurar una "política agresiva" con posibilidad de sostenimiento en un plazo más largo.

ANULAR LOS 400 EUROS Y EL CHEQUE-BEBÉ.

En esta línea, considera adecuado anular las últimas rebajas de impuestos autorizadas con escasas posibilidades de colaborar en la recuperación, como la deducción de los 400 euros, el cheque-bebé o la supresión del Impuesto del Patrimonio.

De cara al futuro, adelanta que el incremento de la deuda puede ser mayor del previsto por el Gobierno, mantiene dudas sobre los resultados de las Administraciones Públicas que plantea el Ejecutivo (sobre todo en lo que refiere a CC.AA.) y considera difícil de evaluar la evolución de la inflación, aunque descarta la deflación.