Economía/Macro.- CEOE cree que el empleo no crecerá "ni a corto ni a medio plazo" y pide que no se suban impuestos

Actualizado 25/03/2010 16:07:42 CET

MADRID, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de la CEOE, José María Lacasa, afirmó hoy que las tasas actuales del PIB "no permiten pensar en un incremento del empleo ni a corto ni a medio plazo", por lo que reclamó actuaciones "decididas, comprometidas y ambiciosas" que ayuden a impulsar cambios en el mercado laboral.

Lacasa, que intervino esta mañana en la Cumbre Social Tripartita que se celebra en Bruselas, advirtió de que la existencia de una alta tasa de empleo es "crucial" para el funcionamiento de la economía y para sostener el modelo de bienestar europeo.

Durante su discurso, el representante empresarial felicitó al presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, por la apuesta "decidida" que se hace de la flexiseguridad en la estrategia Europa 2020.

"La flexiguridad debe ocupar un lugar central a la hora de realizar las reformas necesarias, no sólo a nivel europeo, sino también en el plano nacional, ya que permite abordar los cambios esenciales para dinamizar el mercado de trabajo, respetando y reforzando la seguridad en el empleo y mejorando la empleabilidad", destacó Lacasa.

LAS AA.PP. DEBEN REDUCIR EL GASTO CORRIENTE.

Por otro lado, el secretario general de la CEOE calificó de "absolutamente insostenibles" las actuales tasas de déficit público, por lo que consideró fundamental que los gobiernos europeos vuelvan cuanto antes al equilibrio presupuestario.

Lacasa precisó que el ritmo para conseguir ese objetivo dependerá de las circunstancias de cada país, pero subrayó que la mejor manera de alcanzarlo es reduciendo el gasto corriente en todas las administraciones públicas, reactivando la economía "y no elevando los impuestos".

Asimismo, el secretario general de la patronal manifestó que la crisis ha dejado patente la vulnerabilidad del sistema financiero internacional en general, y el europeo, en particular. "Europa necesita nuevas reglas y mejores reguladores. Por ello acogemos con satisfacción los esfuerzos que están realizando nuestras autoridades monetarias y financieras y que esperamos sean seguidos por otras regiones del mundo", dijo.

No obstante, advirtió, el desapalancamiento y la reestructuración del sistema financiero llevarán su tiempo y, mientras tanto, las empresas europeas, especialmente las pequeñas y medianas, seguirán padeciendo restricciones en el crédito.

En este sentido, pidió a los gobiernos y a las Instituciones europeas que continúen facilitando, mediante medidas extraordinarias, el acceso a la financiación de las empresas, así como que desarrollen nuevos instrumentos que les permitan afrontar las difíciles circunstancias en las que llevan a cabo su actividad.