Actualizado 11/12/2007 14:38 CET

Economía/PGE.- El PP juzga una "vergüenza" el apoyo de dos "tránsfugas" y cree que sería preferible rechazar el proyecto

MADRID, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del Partido Popular en el Congreso de los Diputados, Eduardo Zaplana, calificó hoy de "vergüenza" que el Gobierno necesite el apoyo de dos tránsfugas (en alusión al ex diputado del PP Joaquín Calomarde y al parlamentario de Nueva Canaria, Román Rodríguez) para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado, tras el veto del Senado.

En rueda de prensa tras la Junta de Portavoces, el dirigente 'popular' insistió en que "lo mejor" sería no aprobar el proyecto y que el Gobierno se someta al veredicto de la urnas "cuando en una Cámara las cuentas han sido vetadas y en la otra necesitarán previsiblemente acuerdos con algún grupo parlamentario y dos tránsfugas porque si no, no llegan".

Zaplana restó, asimismo, importancia a las divergencias ideológicas con los otros opositores al proyecto (CiU y ERC), y señaló que "es la esencia de la democracia", llamando la atención sobre que el consenso de las fuerzas políticas muestran que los PGE son un "desastre".

"Tendremos que defender lo que creemos, y si otros defienden lo mismo por motivos distintos, tal vez tenga razón la mayoría", concluyó.