Economía ve un crecimiento "equilibrado y sostenible" y destaca la mejora del crédito y el consumo

Actualizado 02/03/2017 14:02:03 CET
344561.1.644.368.20170302135612
Vídeo de la noticia

El nivel de renta se sitúa ya "muy próximo" al de antes de la crisis

MADRID, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

La secretaria de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, Irene Garrido, ha afirmado este jueves que España alcanzará "sin grandes problemas" el objetivo de crecimiento del 2,5% para este año, con unos niveles de renta "muy próximos" ya a los de antes de la crisis, y ha valorado el "cambio relevante" a un patrón de crecimiento "equilibrado, sostenible e intensivo en creación de empleo", al que ha contribuido la mejora del crédito y del consumo registrada desde la formación del Gobierno.

Así lo ha señalado en la rueda de prensa para analizar los datos de Contabilidad Nacional correspondientes al cuarto trimestre de 2016, publicados por el INE, que reflejan que la economía española creció un 0,7% en la última parte del año, lo mismo que en el trimestre anterior, y un 3,2% en el conjunto de 2016.

Garrido ha destacado que los datos de Contabilidad Nacional publicados confirman el "dinamismo" de la economía española y reflejan un patrón de crecimiento "equilibrado, sostenible e intensivo en mano de obra". De igual forma, ha coincidido con el informe del Banco de España, que apuntaba a que la incertidumbre restó cuatro décimas al PIB en 2016, respecto a que el contexto político influye en las variables económicas.

En esta línea, ha asegurado que la estabilización de la situación política desde la formación de Gobierno el pasado mes de diciembre ha provocado un incremento del crédito y del consumo. "La situación política afecta a la economía. Veo el lado bueno, desde que tenemos estabilidad se refleja en los datos de crédito y consumo en términos positivos", ha apostillado.

Así, ha destacado que con el alza del 3,2% del PIB en 2016 se encadenan así 13 trimestres consecutivos de crecimiento y que el crecimiento anual superior al 3% evidencia la "consolidación del proceso de recuperación de la economía española", que crece a tasas que casi duplican a las del conjunto de la zona euro (+1,7%).

CRECIMIENTO "ROBUSTO" E "INTENSIVO" EN EMPLEO.

Este "robusto" crecimiento sitúa ya a España en niveles de renta muy próximos a los niveles precrisis, ha enfatizado Garrido, quien ha apuntado que los datos confirman un "cambio relevante" en el patrón de crecimiento al ser intensivo en creación de empleo y en empleo equivalente a tiempo completo, ya que se han creado casi medio millón de puestos de trabajo en el último año, con una tasa del 2,9% de aumento.

Según Garrido, el crecimiento es "más equilibrado" porque la demanda nacional sigue siendo el principal motor del crecimiento al aportar 2,8 puntos al PIB, en tanto que la demanda externa ha contribuido con otro medio punto, tras dos años de aportaciones negativas, lo que permitió cerrar el año con un superávit por cuenta corriente del 2%.

La 'número dos' de Economía ha valorado el "fuerte dinamismo" del consumo privado (+3,2%), que presentó su mayor incremento desde 2007, así como la mejora de la formación bruta de capital fijo (+3,1%), gracias al aumento de la inversión en bienes de equipo (+5%).

Además, el consumo de las administraciones públicas avanzó un 0,8%, al tiempo que por el lado de la oferta todas las ramas se mantuvieron en tasas positivas, con una aportación del sector servicios de más del 70% al crecimiento del PIB.