Anesvad atendió en 2014 a más de 8 millones de personas de 18 países

Proyecto-anesvad-salud-en-bolivia
ANESVAD
Publicado 24/06/2015 17:46:40CET

MADRID, 24 Jun. (EUROPA PRESS) -

La ONG Anesvad ha atendido en 2014 a más de 8 millones de personas en los 18 países que interviene en África, América Latina, Asia y Europa por medio de 59 proyectos dirigidos a mejorar el derecho y el acceso a la salud, según se desprende de la Memoria de su ejercicio 2014.

En concreto, la organización ha llevado a cabo 32 proyectos en América Latina con una inversión de 4.205.927,52 euros, 14 en Asia con 1.699.973,36 euros, 12 en África con 1.551.648,09 euros, y uno en España con una inversión en Acción Social de 217.534,21 euros, inversión esta última que aumenta debido a la desprotección social que ha generado la crisis en España.

Por temáticas, la ONG ha invertido el 23,89 por ciento del presupuesto en salud materno-infantil (SMI) y el 12,58 por ciento en salud sexual y reproductiva (SSR). El 16,73 por ciento en enfermedades tropicales desatendidas (especialmente en úlcera de Buruli y Lepra), el 30,70 por ciento en salud comunitaria, el 10,37 por ciento en lucha contra la trata de seres humanos, casi el 3 por ciento en gestión de riesgos y 2,83 por ciento en el servicio de acción social en España. Todo un trabajo que se hace posible gracias a casi 55.000 personas socias repartidas en todas las comunidades autónomas.

Además, Anesvad ha tenido en 2014 un patronato consolidado presidido por Garbiñe Biurrun, quien en estos tiempos "convulsos" por la crisis ha apostado por renovar y redoblar los esfuerzos por garantizar la atención sanitaria entre los más débiles.

"Desde Bolivia hasta Bangladesh pasando por Costa de Marfil hemos dotado a la población más vulnerable de capacidades para reclamar su derecho a la salud", ha aseverado Biurrun, para avisar de que este derecho se ha visto "limitado o deteriorado por la crisis, no solo la económica en España y medio mundo, sino la que afecta todavía a los sistemas públicos de salud en África y que tanto se ha puesto de manifiesto con la epidemia del ébola: donde se ha visualizado la fragmentación y debilidad de los sistemas de salud".

Igualmente, la organización ha trabajado en los países del sur para generar conciencia crítica, un desarrollo endógeno, así como trabajar la incidencia pública para revertir políticas públicas y/o privadas injustas y excluyentes con el derecho a la salud. Para ello, ha formado a personal sanitario y ha capacitado, sensibilizado y articulado programas de salud junto a los Estados, ministerios de Salud y gobiernos locales con el fin de fortalecer los sistemas públicos, organizaciones y comunidades para garantizar un acceso digno a la salud.

"El 2014 ha sido también un año duro por recortes públicos en salud que se han producido en muchos lugares del planeta. La crisis ha impactado en el bienestar de millones de personas. Así pues hemos trabajado en sensibilizar en países como el nuestro, España, de la importancia de garantizar el acceso a la salud para todas las personas: no podemos olvidar que más de 100 millones de personas han caído en la pobreza por tener que costearse un servicio de salud", ha recalcado la ONG.

Igualmente, ha puntualizado que ha hecho "frente" a la denominada 'esclavitud del Siglo XXI'. Y es que, tal y como ha recordado, la trata de seres humanos es el tercer negocio "más lucrativo" del mundo, por detrás de la venta de armas y el tráfico de drogas, dado que más de 12 millones de personas son sometidas a trabajos forzosos, a la donación de órganos o a la explotación sexual. La región del sudeste asiático es la más azotada por esta lacra en la actualidad y donde Anesvad centra sus esfuerzos.

HITOS EN 2014: 'SALUD ES VIDA' Y 'DI NO A LA TRATA EN MADRE DE DIOS'

Por otra parte, en 2014 también puso en marcha una campaña de comunicación que bajo el título de 'Salud es Vida' trató de acercar problemáticas reales de países en los que trabajamos a la población española. Problemas como el acceso al agua potable en Camboya, la inaccesibilidad a un centro de Atención Primaria en Guatemala o, la mortalidad materno-infantil en Costa de Marfil.

El objetivo fue contar cómo la falta de acceso a agua potable y la ausencia de correctas prácticas de higiene son causa de numerosas enfermedades que pueden derivar incluso en la muerte. De hecho, menos del 50 por ciento de la población en el proyecto de Camboya tenía acceso a saneamiento básico como letrinas o agua potable.

Por otro lado, también han mostrado al público los 25 kilómetros de distancia que separa a algunas comunidades del altiplano de Guatemala de un centro de salud. Distancia que tienen que recorrer a pie, a veces de noche, por caminos de piedra a miles de metros de altitud. Asimismo, y con motivo del Día Mundial de Lucha contra la Explotación Sexual, la organización contó la historia de María, una niña que nació en un pueblecito de los Andes peruanos, cerca de Cuzco y acabo en las redes de trata en la zona minera de Madre de Dios.

CÓDIGO ÉTICO CON EMPRESAS

Finalmente, Anesvad ha puesto en valor que a finales del pasado año consensuaron y aprobaron un Código Ético de colaboración aplicable a sus acuerdos y alianzas de trabajo con entidades del sector privado.

Este documento persigue ser una guía en la construcción de relaciones en el largo plazo y en el fomento de los valores de las empresas aliadas. El código establece unos criterios de cumplimiento para el sector empresarial, que favorecen la colaboración con entidades que demuestran ser sostenibles y socialmente responsables.