Actualizado 21/05/2019 14:28

El Congreso se constituye con 166 diputadas en el Hemiciclo, el más paritario de la historia con un 47,1% de mujeres

EUROPA PRESS

La diversidad se refleja más que nunca en esta legislatura con cuatro representantes gitanos y dos de raza negra

MADRID, 21 May. (EUROPA PRESS) -

El Congreso de los Diputados se ha constituido este martes con 166 mujeres sentadas en los escaños del Hemiciclo. Esta XIII legislatura empieza, así, con la mayor paridad de su historia, ya que esta cifra supone el 47,4% del total de miembros de la Cámara baja.

Las 166 mujeres elegidas en las urnas, frente a los 184 hombres que también estarán en el Congreso, son 28 más que las que se sentaron en el Hemiciclo al inicio de la pasada legislatura.

La formación con mayor representación femenina es el PSOE, con 64, un 52% de los 123 escaños conseguidos en los comicios del 28 de abril, en los que presentaron listas cremallera, aunque sólo 22 de las 52 circunscripciones estaban lideradas por mujeres.

También PP y Unidas Podemos tendrán más diputadas que diputados. Los 'populares' cuentan con 34 mujeres en los 66 escaños que han conseguido esta legislatura, es decir, un 51,5% de sus representantes. Los 'morados', por su parte, cuentan con 23 representantes femeninas en sus 42 escaños, un 54,7%.

Mientras, Esquerra Republicana pasa de las dos diputadas con las que contaba en el último periodo de sesiones a siete, y cumple también con la llamada democracia paritaria, ya que las mujeres suponen el 40% de su representación.

COALICIÓN CANARIA 100% FEMENINA

No llega a ese porcentaje Ciudadanos, que tendrá un 38% de escaños femeninos, con 22 mujeres entre sus 57 representantes; mientras que PNV cuenta con dos diputadas de los seis escaños conseguidos; Junts Per Catalunya con dos, de siete; y EH Bildu con una mujer entre sus cuatro representantes.

Además, Coalición Canaria suma un 100% de representación femenina, ya que sus dos diputadas en esta XIII legislatura son Ana Oramas y Guadalupe González Taño.

BATET, TERCERA PRESIDENTA DEL CONGRESO

Esta XIII Legislatura arranca, de nuevo, con una mujer al frente de la Cámara baja, la socialista Meritxell Batet, que recoge el testigo de la 'popular' Ana Pastor. Batet se convierte, así, en la tercera mujer que ocupa el tercer puesto de autoridad del país. Luisa Fernanda Rudi, del PP, lo fue entre los años 2000 y 2004.

La nueva presidenta liderará una Mesa del Congreso también paritaria, con Ana Pastor (PP) y Gloria Elizo (Unidas Podemos) en dos de las cuatro vicepresidencias y Sofía Hernanz (PSOE) y Patricia Reyes (Ciudadanos) entre las cuatro secretarías. Aún así, hay una mujer menos que en la anterior legislatura en el órgano de gobierno.

DIVERSIDAD EN LA CÁMARA

Por otra parte, esta XIII legislatura se constituye con cuatro diputados gitanos, la mayor representación que haya tenido este colectivo en el Congreso. Son Beatriz Micaela Carrillo de los Reyes, del PSOE, Juan José Cortés, del PP, Sara Giménez de Ciudadanos e Ismael Cortés de En Comú, que suceden a la única diputada gitana que ha había habido hasta ahora, la 'popular' Silvia Heredia, que no se presentó a la reelección en estos últimos comicios generales.

La diversidad también está representada en este nuevo Hemiciclo con la presencia de dos diputados de raza negra. Así, Luc Andre Diouf Rioh, será representante del PSOE en la Cámara por la provincia de Las Palmas, donde llegó en 1992 desde Senegal; mientras que Vox tiene entre sus filas a Ignacio Garriga, un barcelonés con ancestros guineanos.

La primera persona de raza negra que ocupó un escaño en el Congreso fue Rita Bosaho, de Podemos, que entró en diciembre de 2015 y que este año no ha revalidado su acta.

DOS DIPUTADOS CON DISCAPACIDAD

Además, María Carvalho Dantas, representante de Esquerra Republicana (ERC), se convierte en la primera mujer de origen brasileño que entra en la Cámara baja, en la que también estarán el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, y Gerardo Pisarello, de En Comú, ambos hispanoargentinos.

Finalmente, el nuevo Congreso cuenta también con dos representantes con discapacidad entre los 350 diputados elegidos por la ciudadanía: Echenique, que sufre atrofia muscular espinal; y el representante de ERC Joan Josep Nuet, que padece un 50% de pérdida de audición.

Echenique es el tercer diputado que pone a prueba la accesibilidad del Congreso para las personas en silla de ruedas. Antes que él estuvieron los diputados 'populares' Francisco Vañó (VIII, IX y X legislaturas), que obligó al Congreso a adaptar sus instalaciones, e Ignacio Tremiño, diputado en la legislatura que acaba de terminar y que ahora ha pasado a formar parte de la lista del PP a la Asamblea de Madrid.

Tanto Vañó, como Tremiño, nunca pudieron acceder a la tribuna del Congreso en sus intervenciones en los plenos. Ambos debían realizar sus discursos en el centro del Hemiciclo, en donde se les habilitaba una mesa y un micrófono junto a la mesa de las taquígrafas, como se hará ahora con el dirigente 'morado'.

Más información