Delgado pide responsabilidad a los partidos y llama a "no banalizar" el odio: "El discurso de odio nutre la violencia"

Publicado 09/10/2019 11:25:52CET
La ministra de Justicia en funciones, Dolores Delgado.
La ministra de Justicia en funciones, Dolores Delgado.Oscar Cañas - Europa Press

   MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La ministra de Justicia en funciones , Dolores Delgado, ha emplazado a los partidos políticos a ser "responsables" y a "no frivolizar o banalizar" situaciones que generan odio por razones de sexo, raza, religión, ideología, entre otras causas. "El discurso del odio nutre la violencia, el fanatismo, la marginación, la discriminación, la exclusión, la desigualdad, la intolerancia, la falta de educación y supone un ataque a los más elementales valores de nuestra democracia y Estado", ha señalado.

   Así lo ha manifestado durante la inauguración de un curso sobre asistencia profesional a las víctimas de delitos de odio, que está castigado en el Código Penal con pena de prisión de uno a cuatro años y además con la pena de multa de seis a doce meses.

   "Tenemos que ser muy responsables con nuestras palabras porque podemos inducir a ese odio --ha afirmado-- No podemos desde ámbitos políticos inducir en modo alguno al odio". En declaraciones a los periodistas, Delgado ha reivindicado que los temas relacionados con derechos humanos "no pueden estar" en discusión, que las diferencias "tienen que respetarse" y la sociedad debe ser "inclusiva".

   Durante su intervención, la ministra se ha referido al aumento de las denuncias de incidentes sobre delitos de odio en 2018 reflejado en las estadísticas oficiales. De acuerdo a datos de Interior, el año pasado se produjeron 1.598 incidentes, lo que supone un 12,6% más respecto a 2017. En concreto, los delitos relacionados con la orientación sexual identidad género aumentaron notablemente, un 102.9%.

    "Ha habido un aumento de denuncias de delitos de odio, lo cual no quiere decir que antes no existieran", ha incidido al respecto. La lectura positiva de estos "alarmantes" datos es, según Delgado, que existe una mayor sensibilización contra la vulneración de los derechos humanos y libertades fundamentales y hay más "valentía" a la hora de denunciar este tipo de acciones.

    Además, la responsable de Justicia en funciones sostiene que el conocer las cifras permitirá que los órganos judiciales e instituciones traten "adecuadamente" a las víctimas y ayudará a "buscar soluciones".

EL ODIO, "PRECURSOR" DE "ATROCES CRÍMENES"

   Delgado ha destacado que en los últimos 75 años "la incitación al odio ha sido también precursora de delitos muchísimo más graves" y de "atroces crímenes", como es el caso de "genocidios" que "están a la vuelta esquina de la historia de Europa".

   "Por eso hay que ser responsables y escrupulosos", ha reiterado, pidiendo, en clave política, "no frivolizar y no banalizar determinadas declaraciones frente a situaciones de delitos de odio que pueden generar confrontación social".

   A su juicio, cualquier política que aborde este tipo de delitos "es política de Estado y de identidad democrática", no política de partido, ya que se trata de un asunto vinculado a los derechos humanos.

    La ministra en funciones se ha referido al acuerdo de cooperación del Gobierno --firmado por seis ministerios y varias instituciones, como el Consejo General del Poder Judicial y la Fiscalía-- con el objetivo de luchar contra distintas formas de discriminación e intolerancia.

   Según ha dicho, introducir "la perspectiva de la víctima" en la Administración de Justicia es "un eje fundamental" para el Ejecutivo, ya que permitirá entender las "singularidades" de las víctimas, "ofrecer una justicia de mayor calidad" y "evitar la revictimización" en el proceso judicial. Asimismo, facilitará hacer un seguimiento de las víctimas desde Fiscalía y los distintos órganos judiciales.

Contador

Para leer más