La Generalitat de Cataluña unifica en una ley las normas sobre barreras arquitectónicas y discapacidad

Actualizado 29/01/2013 16:16:27 CET
EUROPA PRESS

BARCELONA, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat de Cataluña ha aprobado este martes el proyecto de ley de accesibilidad, iniciado en la anterior legislatura, para "simplificar" el conjunto de normas actuales relacionadas con las barreras arquitectónicas y la discapacidad y dar un paso más allá, ha anunciado la consejera de Bienestar Social, Neus Munté.

En rueda de prensa tras el Consejo Ejecutivo, ha destacado que el proyecto que ahora iniciará su trámite en el Parlamento autonómico agrupará la amplia normativa actual --de "díficil aplicación"-- e irá más allá de una regulación sobre las barreras arquitectónicas, que la consejera admite que aún existen.

Se trata de un marco de referencia, cuya concreción deberá llegar una vez aprobada la normativa en la cámara, y que "no bajará el listón en la mejora de las oportunidades" de los discapacitados de todo tipo, ha asegurado.

Más de 476.000 personas sufren alguna discapacidad legalmente reconocida en esta comunidad autónoma, lo que representa el 6 por ciento de la población, aunque entre los mayores de 75 años se supera el 10 por ciento, debido a la tendencia al envejecimiento de la sociedad.

Munté, que ha recordado que Cataluña ya fue "líder con la aprobación del Decreto de Supresión de Barreras Arquitectónicas" en 1995, ha destacado que la norma se propone ahora un abordaje más integral para avanzar con medidas sobre la accesibilidad en el territorio --también en edificios municipales y de la Generalitat--, productos y servicios.

Ha resaltado también que el texto se ha trabajado en "colaboración activa" con las entidades representantivas del sector de la discapacidad, que habían reclamado una normativa de estas características, ha constatado.

PLAN DE JUVENTUD 2020

Además, ha anunciado que se ha aprobado el Plan de Juventud 2020, que plantea nuevos retos, como el de mejorar la trayectoria educativa y laboral de los jóvenes.

El éxito en la emancipación de los jóvenes, la promoción de una vida saludable y la universalización de la cultura son algunos de los retos del plan, que viene a actualizar el Plan de Juventud de 2010 que ya había quedado desfasado, y ahora se ha revisado y evaluado, ha declarado.