Actualizado 26/02/2008 15:49 CET

El Instituto de la Mujer abre expediente informativo a su asesora de Minorías Étnicas tras su denuncia contra Zerolo

MADRID, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

La directora general del Instituto de la Mujer, Rosa Perís, ha ordenado abrir expediente informativo a su asesora de Minorías Étnicas, Pilar Heredia, después de que ésta acusase ayer con un comunicado con membrete del organismo al secretario de Movimientos Sociales y Relaciones con las ONG del Partido Socialista, Pedro Zerolo, de iniciar una "campaña demoledora laboral y política en contra de su persona", y a la Institución de "crear un cargo vacío de cara a la galería".

"A raíz del comunicado en el que utiliza al Instituto para hacer acusaciones muy graves, y las declaraciones vertidas por Pilar Heredia, la directora del Instituto de la Mujer ha dado órdenes de que se abra un expediente informativo por si los hechos fueran constitutivos de delito o infracción", señala en un comunicado.

El organismo niega "tajantemente" estas acusaciones e informa de que Heredia ha sido contratada por el Instituto de la Mujer para colaborar en el diseño de programas y acciones dirigidas a la integración y promoción de la igualdad de las mujeres gitanas. "Cualquier actuación que realice fuera de estos objetivos es ajena a su cometido en el organismo. Y, como el resto del personal adscrito al mismo, su trabajo requiere la supervisión y aprobación de la dirección general", subraya.

Heredia aseguró ayer que la directora del Instituto se comprometió con Zerolo a supervisar la labor de su responsable de Minorías Étnicas y a darle cuenta de todo.

"Todas las decisiones y actuaciones que se llevan a cabo desde este organismo las toma exclusivamente la dirección del mismo, dentro de las políticas marcadas al efecto y con la aceptación tanto de la Secretaría General de Políticas de Igualdad como del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, de quienes depende orgánicamente", añade el Instituto de la Mujer.

EL ORGANISMO NO SE DEJA "INTIMIDAR"

Además, recalca que no forma parte de la manera de trabajar del Instituto de la Mujer dejarse intimidar por nadie ajeno al organismo "Tampoco se dejará intimidar por ninguna presión o condicionante de personas que, actualmente, prestan sus servicios en este organismo", advierte.

Por tanto, subraya que no es cierto que la directora general haya recibido ninguna intimidación por parte de Zerolo ni que se le haya exigido prohibir que Pilar Heredia nombre su cargo ni utilizar el material del organismo para el ejercicio de sus funciones. Asimismo, precisa que el cargo desempeñado por Heredia no es gubernamental.

"Es totalmente incierto que se haya mantenido, en ningún momento, la conversación con la directora del Instituto a la que alude la autora del comunicado. Asimismo es rotundamente falso que el señor Zerolo intervenga en cuestiones internas del organismo", concluye.