Actualizado 16/03/2009 20:05 CET

Un millar de personas condenan el asesinato de la vecina de Altafulla (Tarragona) a manos de su pareja

ALTAFULLA (TARRAGONA), 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

Un millar de personas condenaron esta tarde el asesinato de una vecina de Altafulla (Tarragona) a manos de su pareja ayer domingo. Unas 600 personas, incluidos conocidos de la víctima, llenaron a las 18 horas la plaza del Ayuntamiento, mientras que el resto se concentró en el edificio consistorial y las calles adyacentes.

Además de declarar tres días de luto, el alcalde, Josep Maria Gené, y todos los grupos municipales celebraron un pleno extraordinario y mostraron su "repulsa y consternación" ante el crimen.

En la plaza 14 velas rojas y varias flores recordaban a la víctima, que, según fuentes próximas a ella, salió a las 12 horas de un hotel de Barcelona junto a su agresor. Desde aquel momento y hasta las 18 horas se desconoce lo que hicieron ambos.

Lo que sí se sabe es que el agresor, ahora detenido y que vivía en Tortosa (Tarragona), provocó unos altercados hace unos días por su agresividad hacia Maria del Mar. No obstante, la policía comprobó que no tenía ninguna orden de alejamiento --la había retirado la víctima hacía varias semanas--, por lo que le dejó en libertad.